Interior ordena el uso de mascarillas en los controles de vuelos desde zonas afectadas

Un trabajador que usa un traje de materiales peligrosos utiliza un termómetro digital para revisar a un pasajero en una estación de metro en Beijing
Un trabajador que usa un traje de materiales peligrosos utiliza un termómetro digital para revisar a un pasajero en una estación de metro en Beijing AP

El Ministerio del Interior ha ordenado a través de la Dirección General de la Policía que los agentes desplegados en puestos fronterizos extremen las medidas de seguridad utilizando guantes de nitrilo de un solo uso y mascarillas para los cacheos o la inspección de equipajes y documentación de los pasajeros procedentes de China y de las zonas afectadas por el virus de coronavirus.

Según una instrucción, a la que ha tenido acceso Europa Press, de la Unidad de Prevención de Riesgos Laborales de la Subdirección General de la Policía, las medidas se adoptan en los pasajeros "independientemente de su nacionalidad" que procedan de las zonas afectadas, teniendo en cuenta la información difundida por la OMS sobre la posibilidad de expansión del virus.

En el documento, fechado este 24 de enero, y que firma el jefe del Servicio de Prevención de Riesgos Laborales, José Antonio Nieto González, se recuerda las recomendaciones generales para evitar el contagio "de persona a persona".

Entre las recomendaciones cita lavarse las manos, cubrirse la boca y la nariz con pañuelos al toser y estornudar o evitar el contacto cercano con cualquier persona que presente síntomas de enfermedades respiratorias, como tos y estornudos. También se pide evitar las aglomeraciones y se menciona medidas en aeropuertos como Australia y Estados Unidos como controlar la temperatura corporal de los pasajeros.

La transmisión entre humanos se realiza por dos vías, según el documento policial: vía respiratoria o por contacto directo, incluyendo animales contaminados o secreciones infectadas de enfermos. "El periodo de incubación de este virus no se conoce con precisión", señala la Policía, que recuerda que el periodo promedio "parecía ser de cinco días, pero hay casos que ocurrieron hasta 14 días después de la exposición".

Normas
Entra en El País para participar