La SEPI frena el plan de Red Eléctrica para potenciar la corporación

El trasvase de los servicios de la filial regulada a la matriz , que afectará a más de 300 personas, se aplaza

La SEPI frena el plan de Red Eléctrica para potenciar la corporación pulsa en la foto

En uno de los puntos del orden del día del consejo de administración de Red Eléctrica celebrado el pasado 17 de diciembre figuraba la aprobación del trasvase a la corporación de los servicios que históricamente venía ofreciendo a todo el grupo la filial regulada, Red Eléctrica de España (REE), transportista y operador del sistema eléctrico.

La medida, que afecta a más de 300 empleados, supone ceder a la sociedad matriz (actualmente “un cascarón vacío, sin empleados ni directivos”) los servicios financieros, de recursos humanos o jurídicos, entre otros, de la filial que se ocupa de la actividad eléctrica en España y que aún representa el 93% del negocio del grupo, según los datos que figuran en su web.

Oficialmente, el citado punto no se llegó a someter al escrutinio del consejo “por razones técnicas” y, de hecho, se podría volver a tratar en el próximo consejo del 21 de enero. Sin embargo, fuentes conocedoras de la operación atribuyen la decisión al rechazo expresado por la SEPI, el holding estatal que controla un 20% del capital de la eléctrica y del propio Gobierno de Pedro Sánchez (léase, Ministerio para la Transición Ecológica), a un traspaso que consideran “delicado”. Precisamente, el aplazamiento lo pidió la consejera dominical de la SEPI, Maite Costa, según indican las mismas fuentes.

El inversor principal sostiene que no se pueden ceder “gratuitamente” activos de la sociedad regulada (que se financia con los peajes que pagan los consumidores en el recibo de la luz) a la corporación. Además, quiere dejar bien atado el coste que se le va a imputar a REE por unos servicios que hasta ahora ofrecía y que en el futuro va a recibir y se financiarán vía tarifa.

Aunque en el fondo los accionistas no rechazan la llamada corporativización de Red Eléctrica, máxime cuando el grupo ha crecido tanto, prefieren un análisis a fondo. Una portavoz del grupo asegura que se trata de un aplazamiento y que si aún no se ha aprobado es “por razones de organización y de operativa interna”. Y subrayan que, de hecho, la corporativización ya fue aprobada por el consejo del pasado 3 de octubre.

Ese día, Red Eléctrica remitió a la CNMV un hecho relevante en el que comunicaba la compra del 89,68% del capital de Hispasat por 933 millones de euros. La adquisición del grupo de satélites corría a cargo de una filial de nuevo cuño, Red Eléctrica Sistemas de Telecomunicaciones (Restel), que cuelga de la holding Red Eléctrica Corporación, al igual que la histórica filial regulada, REE, y el resto de subsidiarias, como la propietaria del negocio de fibra óptica (Reintel), la del negocio internacional o la que gestiona la interconexión con Francia, Inelfe (ver gráfico).

Reorganización 

En el mismo comunicado, el grupo que preside Jordi Sevilla, anunciaba que el consejo había aprobado “la reorganización de los servicios corporativos y de soporte del Grupo Red Eléctrica con el objeto de optimizar la estructura organizativa y la gestión empresarial de las distintas sociedades que forman el grupo”.

En este sentido, el comunicado añadía que las medidas aprobadas consistían en “la localización” de las áreas corporativas en Red Eléctrica Corporación, desde la que “se prestarán servicios al resto de filiales, así como el establecimiento de nuevas medidas de gobernanza de las filiales, dando continuidad al criterio de aplicación de las mejores prácticas de gobierno corporativo en el ámbito del grupo”.

Sin embargo, la compañía no ha podido concretar por el momento estas medidas por la oposición del principal accionista y por las reticencias del Gobierno en funciones, que no ha querido ver empañado el difícil proceso de formación de Gobierno con críticas recurrentes sobre REE, como las que recibió en ciertos ámbitos por la compra de la empresa de satélites a Abertis. Se trata de abordar el cambio con todas las garantías, añaden distintas fuentes. 

Las medidas propuestos implican trasvasar a la sociedad matriz todos los servicios que hasta ahora ofrece REE. El holding Red Eléctrica Corporación se creó en 2008 “con el fin de reforzar la separación y transparencia de las actividades reguladas en España del resto de actividades”, según establece la Ley del Sector Eléctrico. Esta levantó murallas chinas entre los negocios regulados y el resto para evitar el uso de los ingresos regulados a fines ajenos al sistema (otra cuestión es la rentabilidad que recibe por el servicio, que es de libre disposición).

Las medidas se aplazan

Por razones históricas, la filial regulada ofrece los servicios de funcionamiento al resto de hermanas, para los que trabajan más de 300 personas sobre una plantilla de 1.500. Al personal se le ha comunicado que la reorganización se ha aplazado pero no por cuánto tiempo ni por qué.

El grupo a cuenta con nueve filiales: dos son vehículos de financiación de las distintas actividades; una tercera reasegura los riesgos y otras dos están ligadas a las telecomunicaciones (Reintel, de fibra óptica, y Restel, de satélites). Además, cuenta con una filial para los negocios internacionales; otra, para gestionar las redes de Canarias y, por último, cuenta con un 50% de la sociedad que gestiona la interconexión con Francia.

Normas
Entra en El País para participar