Iberdrola se adjudica un proyecto de eólica marina en Estados Unidos

Un consorcio al 50% con la filial americana del grupo español y el fondo CIP

Iberdrola se adjudica un proyecto de eólica marina en Estados Unidos
Getty Images

Iberdrola Vineyard Wind, empresa participada en un 50% por Iberdrola a través de Avangrid Renewables y por Copenhagen Infrastructure Partners (CIP), ha resultado adjudicataria del parque eólico marino Park City Wind, en el Estado norteamericano de Connecticut. Este gran complejo offshore, de 840 MW, fue aprobado este viernes por el Departamento de Energía y Protección Medioambiental de Connecticut. Fuentes empresariales, calculan que la inversión será de unos 1.200 millones de euros.

La instalación está ubicada al sur de Martha’s Vineyard y Nantucket en la zona con mejor recurso eólico de toda la costa noreste de los Estados Unidos y no será visible desde ningún punto de la costa de Connecticut. La filial de Iberdrola, Avangrid, con sede en Orange, Connecticut, considera esta adjudicación un hito para el grupo y “consolida a Iberdrola como la gran empresa eólica marina de Estados Unidos”, según las mismas fuentes. La energética española, a través de Avangrid Renewables, cuenta con 7,1 GW de capacidad de generación, principalmente eólica, en 22 estados de EE UU.

En la actualidad, Iberdrola desarrolla otro megaparque offshore en este país, Vineyard Wind 1, ya en construcción a 15 millas al sur de Martha’s Vineyard y a 34 millas al sur de la península de Cape Cod. El complejo, cuya entrada en operación está prevista para 2021, generará aproximadamente 2 GW eólicos, suficientes para cubrir la demanda de un millón de hogares en Massachusetts.

En una fase incipiente de desarrollo se encuentra la concesión denominada Kitty Hawk, frente a las costas de Carolina del Norte y Virginia. Su potencia máxima, aún a determinar es de 1,486 MW. Asimismo, la empresa está explorando tecnologías flotantes para desarrollar la eólica marina en aguas californianas y está llevando a cabo actividades de prospección y desarrollo eólico-marino en otros cuatro estados norteamericanos.

Por otro lado, Iberdrola, a través de su filial Scottish Power, desarrollará por primera vez proyectos solares en Reino Unido e Irlanda, a través de tecnología híbrida con la que maximizar el potencial de energía renovable, informa EP. Actualmente, toda la electricidad que genera la compañía en el país proviene de fuentes renovables, en este caso de eólica marina y terrestre, por lo que este paso supone incorporar la tecnología solar a su generación en Reino Unido.

El grupo cuenta con una posición consolidada en eólica terrestre en Reino Unido, con más de 1.900 MW instalados, así como una clara estrategia para el desarrollo de la eólica marina. La solar, por el clima de Reino Unido, no había sido, hasta ahora, una apuesta decidida en este mercado, uno de los de referencia para el grupo energético, que va a fusionar tecnologías híbridas, termosolar y baterías, aprovechando los emplazamientos de los parques eólicos ya existentes y los futuros.

Normas
Entra en El País para participar