Infraestructuras

Ferrovial y Unicaja se reparten 582 millones en plusvalías con la venta de la autopista Ausol

La constructora traspasa un 65%, con una ganacia neta de 473 millones, y mantiene un 15%

Autopista Ausol, gestionada por Cintra (Ferrovial).
Autopista Ausol, gestionada por Cintra (Ferrovial).

Ferrovial y su socio en la autopista malagueña Ausol, Unicaja Banco, han amasado 473 millones y 109,7 millones en plusvalías, respectivamente, con el traspaso de la mayoría del capital de Ausol. La firma de infraestructuras ha puesto un 65% en manos del fondo Meridiam, mientras Unicaja ha colocado el 20% a Infratoll Concesiones, vehículo del propio Meridiam.

Ambas compañías han anunciado esta tarde ante la CNMV el cierre de la operación con plusvalías que suman 582 milones. Tras ello, el grupo que preside Rafael del Pino mantiene un 15% en la concesionaria de la autopista que bordea la Costa del Sol y seguirá gestionándola.

Sobre este último paquete se ha otorgado una opción de compra a Meriridam, mientras Ferrovial conserva una opción de venta.

105 kilómetros de peaje en la Costa del Sol

La autopista vendida por Ferrovial y Unicaja discurre en dos tramos en la Costa del Sol malagueña, Málaga-Estepona y Estepona-Guadiaro, que suman 105 kilómetros.

La concesión del primer tramo, Ausol I, expira en 2046. El de Ausol II vence en 2054.

Este cierre antes de la conclusión del ejercicio sirve, en el caso de Ferrovial, para compensar las provisiones por 345 millones realizadas en el primer trimestre por sobrecostes en las obras de distintas autopistas en Estados Unidos. Al 30 de septiembre, la firma de infraestructuras declaraba pérdidas por 104 millones.

La venta de un 65% de Ausol en manos de Ferrovial, y del 20% que poseía Unicaja, fue acordada el pasado mes de junio. La cifra pactada (447 millones en el caso de la constructora y 138,8 millones de la entidad financiera) valora el 100% de la autopista en 688 millones. Esta última cantidad estaba un 60% por encima de la estimación del consenso de los analistas. Los vendedores han sido asesorados por BBVA.

A la espera de apuntarse las plusvalías, que llegan ahora, Ferrovial ya había procedido a descontarse del balance la deuda neta del activo, de 420 millones.

Normas