Gama de dispositivos conectados.
Gama de dispositivos conectados.

Ikea prepara un 'botón' para controlar todos sus dispositivos inteligentes

Servirá para automatizar tareas eficazmente.

Ikea lleva ya algunos años apostando por productos del llamado 'hogar conectado', y se cuentan por millones las unidades que ha vendido de sus bombillas, enchufes, persianas, lámparas o temporizadores que nos permiten controlar algunas de las funciones básicas de nuestro hogar desde la pantalla del móvil.

Además, también vende algunos mandos a distancia y sensores que automatizan esas tareas pero no dejan de ser simples temporizadores, por lo que es complicado configurar rutinas más complejas ya que esos dispositivos que apagan o encienden las luces, o que bajan y suben las persianas, no son capaces de trabajar en equipo, todos juntos. Hasta ahora.

Un botón para controlarlos a todos

Lo que Ikea prepara es un botón de 'escenas'. Y pensaréis vosotros que qué es eso de una 'escena' pero es lo que en Google Home llamaríamos rutinas, es decir, un lote de tareas que se activan, bien por una orden dada desde la aplicación Ikea Home, bien a través de la voz y los asistentes de Google, Alexa o Siri.

Para que esto sea posible, tiene que existir un dispositivo capaz de almacenar esa batería de acciones y ponerlas en marcha cuando se lo pidamos. Por ejemplo cuando nos marchamos de casa: se bajarían solas las persianas Fyrtur y se apagarían todas las luces y enchufes Tradfri que consideremos oportuno.

Botón de 'escenas' de Ikea.
Botón de 'escenas' de Ikea.

Estos botones de Ikea, tal y como podéis ver en el boceto de lo que parece el típico manual de instrucciones de uso, nos permitiría configurarlo a nuestro antojo e identificar su uso gracias a una serie de pegatinas que podríamos adherir a su parte frontal. El que veis en el gráfico superior es el de una cama y la luna. Eso significaría un 'modo noche' que podemos instalar al lado de nuestra cama y pulsarlo al echarnos a dormir para que se bajen las persianas y se apaguen todas las luces.

Pensaréis que es demasiado caro comprar un botón para cada uso, pero en el caso de estos accesorios de Ikea hablamos de unos dispositivos muy asequibles respecto de soluciones similares de otras marcas, y que nos permitirían personalizar cada uno para las necesidades de cada lugar de la casa. Imaginad tener uno para cuando nos ponemos a ver películas en el salón: atenuar la luz, bajar las persianas y activar los altavoces Symfonisk. Y todo eso mientras calentamos las palomitas, encendemos las televisión y nos sentamos.

Normas
Entra en El País para participar