La financiación vía bonos del Ibex crece un 8% desde 2015 y la bancaria cae el 4%

Las emisiones aportan ya seis de cada 10 euros del total pero la empresa media solo logra cuatro mientras que una de cada cinco compañías no emite deuda

La financiación vía bonos del Ibex crece un 8% desde 2015 y la bancaria cae el 4% pulsa en la foto

La gran empresa española aprendió al menos una lección de la crisis financiera desatada en septiembre de 2008, que acabó dando paso a un cerrojazo sobre el crédito bancario: conviene diversificar las fuentes de financiación. Como resultado, y gracias al favorable momento para acudir al mercado emitir títulos a bajo coste, las compañías del Ibex 35 han ido incrementando el peso de la emisión de bonos en su pasivo frente a los préstamos bancarios tradicionales, explican desde Bravo Capital, firma que ofrece vías alternativas de financiación empresarial y lleva años estudiando las tendencias en este campo. Su último análisis revela que la emisión de bonos sigue ganando importancia en los últimos años, aportando ya seis de cada 10 euros del total de financiación del Ibex 35. Pese a ello, la concentración de las mayores emisiones en unas pocas compañías hace que los bonos solo supongan cuatro de cada 10 euros de la financiación de la empresa media del Ibex.

El estudio de Bravo Capital se centra en el comportamiento de las compañías del selectivo español, si bien deja fuera a las entidades financieras y aseguradoras por sus particularidades, así como a ArcelorMittal, por estar domiciliada en Luxemburgo. Así, tras analizar el periodo 2015 a 2018, los analistas concluyen que las emisiones de bonos han incrementado su importancia en el pasivo de las compañías del Ibex 35 un 8,06%, hasta alcanzar los 124.246 millones de euros el año pasado, mientras que la deuda bancaria ha retrocedido un 4,39% en el mismo periodo, hasta los 83.028 millones de 2018. En esos años, el pasivo financiero de las firmas analizadas ha crecido un 2,7%.

Pese a que la financiación total vía bonos es superior a la bancaria, hay que tener en cuenta las fuertes diferencias entre compañías. Solo Telefónica (con 43.630 millones, el 83,61% de todo su pasivo, vía emisiones) e Iberdrola (27.310 millones, el 73% del suyo) acumulan el 57% de todo el saldo logrado en el Ibex con emisiones de deuda. Por contra, una de cada cinco firmas del selectivo no acuden aún al mercado, dependiendo íntegramente del sistema financiero. Es el caso de Inditex o Mediaset, sin apenas deuda, o el de Aena, Siemens Gamesa y Viscofan. En medio de estas fuertes variaciones, en realidad la empresa media del Ibex solo logra con emisiones un 36,3% de su pasivo, acudiendo a la banca tradicional para obtener el resto.

“En España, las empresas tienen, todavía, una elevada dependencia de la financiación bancaria, siendo la financiación alternativa considerablemente inferior que en otros países de Europa”, exponen desde Bravo Capital.

Con todo, el promedio de la financiación vía bonos que logran las empresas del Ibex 35 ha ido creciendo en los últimos años, desde el 31% marcado en 2014, según los cálculos de Bravo Capital.

“La concienciación de la gran mayoría de las empresas españolas, a raíz de la enorme contracción crediticia que se produjo en los años posteriores a la crisis de 2008, sobre la necesidad de diversificación en las fuentes de financiación de una compañía ha normalizado este tipo de financiación en el ecosistema empresarial español. No obstante, existe todavía, un largo camino por recorrer”, asumen desde Bravo Capital.

Por áreas, el 44,4% de la financiación por emisiones llega a los sectores del petróleo y la energía, mientras que otro 40,1% se concentra en firmas de tecnología y telecomunicaciones. Otro 7,5% va destinado a empresas de ingeniería y construcción mientras que las inmobiliarias logran el 5,9% de sus recursos y el resto queda en manos de las empresas de consumo.

“Entendemos que el futuro inmediato de los mercados de deuda en España pasa por una mayor incorporación de las pymes a este tipo de mercados y dado que nuestro tejido empresarial está prácticamente compuesto por este tipo de empresas el potencial es enorme”, defienden desde Bravo Capital, especializada en proporcionar financiación circulante a empresas medianas, cuyo acceso al mercado es mucho más limitado que el de las del Ibex.

Normas