Distribución

Dia releva a su cúpula en Argentina y acelera las salidas de directivos pre-Fridman

Desde su llegada, el nuevo equipo gestor designado por Letterone roza la decena de relevos en puestos de dirección

Dia releva a su cúpula en Argentina y acelera las salidas de directivos pre-Fridman

Dia continúa con los cambios de calado en sus principales puestos directivos. Los últimos han llegado en su filial de Argentina, donde el grupo de supermercados ha decidido la salida de su consejero delegado, Damián Dircie, nombrado en enero, todavía en el periodo previo a la toma de control de Letterone. Junto a Dircie salen los hasta ahora directores financiero y comercial, como adelantaron varios medios argentinos.

La compañía ha elegido a Alejandro Grande, director ejecutivo de recursos humanos a nivel global, como consejero delegado interino en ese mercado, un puesto que ya ocupó entre 2013 y 2018, y de manera interina a finales del año pasado.

Según explican desde Dia, el movimiento sigue la estrategia de designación de equipos de confianza emprendida por el consejero delegado, Karl-Heinz Holland. La compañía busca reemplazo para los tres directivos salientes e insisten en que el nombramiento de Grande es de carácter temporal, lo que refuerza, dicen, la apuesta por esta filial.

Esta ha sido fuente de preocupación en los últimos. Por un lado, por el declive del negocio: en el primer semestre de 2019 perdió 19 millones. Al cierre de 2018 las pérdidas superaron los ocho, con una caída de las ventas del 30% afectadas por la crisis económica del país.

A nivel de gestión, el futuro consejero delegado será el tercero en apenas un año. En diciembre de 2018 Dia nombró a Freddy Wu en el cargo, tras el ascenso de Alejandro Grande a director de recursos humanos. Wu estuvo seis años como responsable en Brasil, pero apenas duró un mes en el nuevo puesto tras descubrirse desajustes contables en esa filial. A este le sustituyó Dircie, que ahora sale.

El relevo de directivos está siendo constante desde la llegada de Letterone como primer accionista. A los tres de Argentina hay que sumar la salida de Faustino Domínguez, conocida la semana pasada. Era director ejecutivo del negocio en España.

Según ha confirmado CincoDías, a este se le unen Miguel Ángel Iglesias, ex director jurídico. En mayo dimitió como consejero y salió de la empresa antes del verano. También lo hizo Alfonso Torres, nombrado director comercial en diciembre de 2018. Antes salieron el ex consejero delegado Borja de la Cierva, la exdirectora de transformación María Miralles, o el director de comunicación Javier García de la Vega. Junto a los relevos en Argentina suman nueve.

Del comité de dirección previo a la opa de Letterone solo sobreviven Enrique Weickert, director financiero, Pedro Barsanti, responsable de IT, y el propio Alejandro Grande. José Antonio Lombardía salió del mismo, pero continúa en la empresa. A la vez, la empresa ha fichado tres ejecutivos con pasado en Lidl: Matthias Raimund, director de operaciones; Dawid Jaschock, director comercial, y Paul Berg, consejero delegado de Clarel.

Normas