La cosmética española bate récords

Las exportaciones del sector aumentaron un 8,8% en el primer semestre del año

La cosmética española bate récords

La exportación de productos de perfumería y cosmética española atraviesa un momento excelente. Prueba de ello es que este mercado experimentó un crecimiento récord del 10% en 2018, lo que situó el valor de las exportaciones españolas de cosmética general en 4.260 millones de euros. Una buena tendencia que va camino de repetirse, pues según las cifras de la Asociacion Nacional de Perfumería y Cosmética (Stanpa), estas transacciones crecieron un 8,8% durante el primer semestre de 2019 respecto al periodo homólogo del año anterior, lo que se traduce en 2.257 millones de euros.

La directora internacional de Stanpa, Susana Arranz, achaca este éxito internacional a la equilibrada combinación que caracteriza a la cosmética española. “Nuestros productos tienen la misma fiabilidad que los alemanes, un diseño al nivel de las marcas italianas y una relación calidad precio mucho más competitiva que la de los franceses”, reivindica. Tanto es así que es una de las industrias que más se ha desarrollado en el extranjero en el último año. En concreto, los artículos de las categorías de perfumería, cuidado personal y protección de la piel han sido las más exportadas en 2019, registrando crecimientos del 10%, 6% y 12%, respectivamente.

Unos datos que sitúan a España en el top 10 mundial de los países exportadores de productos dedicados al cuidado y la higiene personal. En concreto, ocupa la novena posición de un listado que encabeza Francia con 19.500 millones de euros, seguido de China con 11.650 millones y Estados Unidos con 11.270 millones. En este informe, el valor de los productos españoles exportados, que ronda los 4.150 millones, es ligeramente inferior que la cifra que proporciona Stanpa, pues la base de datos de la ONU (COMTRADE) no incluye las partidas arancelarias relativas a accesorios de belleza como pinzas, brochas o cepillos en este apartado, como sí hace la asociación de perfumería.

Los altos estándares de calidad y seguridad que ofrecen los países de la Unión Europea hacen que sea este el mercado preferido por los compradores de cosmética, según Arranz. Y en concreto, en los últimos cinco años, España ha liderado el ritmo de crecimiento del sector en la región, con una subida del 51% en el valor de las exportaciones, frente al 44% de Italia, el 32% de Francia, el 19% de Alemania o el 8% que acumula Reino Unido.

Las marcas que se engloban bajo el paraguas Beauty from Spain están presentes en más de 150 países, aunque se exportan mayoritariamente a la Unión Europea, donde tienen lugar el 56% de las transacciones. Destaca especialmente Francia, que ha vuelto a la primera posición y es el destino del 30% de los productos españoles que se comercializan en la UE. El 44% restante se reparte entre Norte América, Latinoamérica, Asia Pacífico y Oriente Medio.

Por su parte, y aunque Estados Unidos sigue siendo el primer mercado extracomunitario de la fabricación española en 2019, es China quien funciona como el verdadero motor de crecimiento para la industria. Las exportaciones aumentaron un 136% en 2018, una cifra que va camino de mejorarse este año, pues solo en el primer semestre, las ventas han ascendido un 96% respecto al mismo periodo del curso pasado.

En términos generales, el sector lleva registrando una balanza comercial positiva desde el año 2006, con una cobertura del 139% y un saldo comercial que ronda los de 1.200 millones de euros, lo que lo sitúa por encima de sectores tan emblemáticos como el del vino, calzado o aceite de oliva. Unos buenos resultados que, para la directora internacional de Stanpa, beben de que el 3% de los beneficios de las compañías se destinan a la innovación y alrededor del 20% de los empleados del sector tiene un perfil científico. Arranz también celebra la diversidad de una industria en la que el 86% de las empresas son pymes que cada vez se animan más a salir al exterior. “El sector está tan diversificado que las épocas de incertidumbre no influyen prácticamente”, justifica.

Normas