El nuevo CEO de Julius Baer empezará con un aspecto esencial

Atraer más dinero nuevo será la prioridad para Philipp Rickenbacher, que asumirá el cargo de director general a principios de septiembre

El todavía consejero delegado de Julius Baer, Bernhard Hodler.
El todavía consejero delegado de Julius Baer, Bernhard Hodler. REUTERS

El próximo director general de Julius Baer comenzará por la base. El jefe saliente, Bernhard Hodler, quien sustituyó a Boris Collardi en 2017, estuvo centrado en el crecimiento y empezó a solucionar algunos de los problemas de los gestores de patrimonio de 89.000 millones de euros recortando costes y abandonando a clientes potencialmente dudosos. Atraer más dinero nuevo será la prioridad para Philipp Rickenbacher, que asumirá el cargo de director general a principios de septiembre

Los resultados de la primera mitad de ayer hacen que la tarea parezca más grande de lo que probablemente es. El banco aportó 6.200 millones de francos suizos (5.600 millones de euros) de dinero nuevo neto en los seis meses anteriores a junio de 2019. En concreto, Julius Baer Gruppe anunció el 22 de julio un beneficio neto ajustado de 391 millones de francos suizos (354 millones de euros) para el primer semestre de 2019, un 19% menos que el año anterior.

La tasa de crecimiento anual fue del 3,2%, frente al 4,5% para el conjunto de 2018 y por debajo del objetivo de Julius Baer, de entre el 4% y el 6%.

Pero ese decepcionante resultado se debe en parte a un mayor escrutinio de los clientes para asegurar que el administrador de patrimonio no se vea perjudicado por la represión global del lavado de dinero y la evasión de impuestos. Esto es loable y ayudará a prevenir problemas en el futuro. El crecimiento neto de la nueva moneda se acercó al objetivo en el segundo trimestre y ya estaba dentro de ese rango después de eliminar los flujos de salida vinculados a la desafiante boutique italiana Kairos Investment Management.

Hodler también ha lanzado un plan de reducción de costes que dará todos sus frutos en 2020. Rickenbacher, un antiguo consultor de McKinsey que actualmente está a cargo de los intermediarios y la custodia global, es menos conocido que sus predecesores cuando se convirtieron en consejeros delegados, pero está empezando a construir sostenido por unos más que prometedores cimientos.

Para más información Breakingviews. reuters.com. Los autores son columnistas de Reuters Breakingviews. Las opiniones son suyas. La traducción, David Vázquez, es responsabilidad de CincoDías.

Normas