Dia

Fridman y los bancos firman la inyección de liquidez en Dia

El grupo de supemercados recibe 770 millones, de los que utilizará 306 el lunes para pagar los bonos

dia supermercado

Dia cierra otro hito de su plan de rescate. Letterone, el máximo accionista del grupo de supemercados con el 69,8% del capital, ya tiene listos los 490 millones del crédito participativo con los que pondrá orden en su balance y revertirá la situación de fondos propios negativos. Al tiempo, conseguirá la liquidez suficiente para devolver los 306 millones en bonos que expiran el lunes.

Los 10 bancos que permanecen en los créditos sindicados de Dia aportarán unos 80 millones de dinero contante y sonante, mientras que el máximo accionista inyectará otros 200 millones.  El grupo utilizará estas líneas de efectivo para pagar a proveedores y para poner en marcha su plan de negocio, que prevé dos años de travesía en el desierto.

En total, entre el dinero que entrará como fondos propios y también en forma de préstamos, el balón de oxígeno de la compañía de supermercados ascenderá a 770 millones de euros. Santander, BBVA, Société Générale, BNP Paribas, Barclays, Bank of Tokyo Mitsubihi, Bankia, CaixaBank, ING y Deutsche Bank son las entidades que participan en el crédito de unos 80 millones para ciruculante con un vencimiento a un año. Por este préstamo, Dia abonará un interés del 5,5%.

El importe que inyecta Letterone al margen del crédito partipativo, por 200 millones de euros, tiene un vencimiento de tres años y un interés del 7%. Se destinará esencialmente a la ejecución del renovado plan de negocio de la cadena de supermercados. De entrada, la sociedad de Mijail Fridman asume toda esta cantidad, pero se ha comprometido a tratar de vender el crédito entre otras entidades. Sí ha apartado por completo de esta inyección de capital a los hedge funds que entraron como acreedores de Dia tras la compra  de los créditos de JP Morgan y Commerzbank.

La ampliación de capital se ejecutará a partir de septiembre, por un máximo de 600 millones, de los que 490 millones están asegurados por la sociedad controlada por el magnate ruso y que podrá compensar con el crédito participativo. El resto deberá ser suscrito por otros accionistas de la sociedad. Una vez inyectado el préstamo que computa como capital el pago de la deuda cotizada que vence el lunes está asegurado.

El nuevo equipo de Letterone, capitaneado por Stephan DuCharme como presidente y con Karl-Heinz Holland como consejero, están todavía aterrizando, de manera que ni siquiera se publicarán los resultados entre enero y junio el 31 de julio, como estaba previsto, sino que se aplazarán a agosto.

 

Normas