Valor a examen

Vidrala, en espera de más buenas noticias para prolongar el 'rally'

El fabricante de envases de vidrio ha mejorado su balance financiero y se ha situado entre las principales compañías del sector a nivel mundial

Vidrala, en espera de más buenas noticias para prolongar el 'rally' pulsa en la foto

Vidrala añade color verde a la Bolsa española. Primero por su negocio: fabrica y comercializa recipientes de vidrio –un material 100% reciclable en un número ilimitado de veces– para la industria de la alimentación y de bebidas. Y segundo, por su trayectoria en el mercado: gana más del 9% en 2019 y más de un 160% en los últimos cinco años, periodo donde el Ibex ha restado el 12%.

La compañía ha dado un salto espectacular en su actividad. En el último ejercicio facturó un 16% más y el beneficio subió un 30%. Desde 2014 ha duplicado las ventas, pasando de los 468,4 millones a los 955,4 millones de euros de 2018. La buena racha se extiende en 2019; en el primer trimestre ha ganado un 28% más. Ahora, los analistas están pendientes de las cuentas del primer semestre, que se publicarán el próximo 24 de julio. “Se van a seguir con mucho interés. El balance que dé a conocer indicará si sigue en la senda del crecimiento o se ha estancado”, explica Ignacio Serrats, analista de XTB. Él confía en que no haya sorpresas: “Es una buena empresa y las expectativas son positivas; no debería haber grandes cambios en los números”, explica.

El experto destaca el rendimiento del capital (ROE), que alcanza el 20% en Vidrala frente a una media del sector del 12%, y reconoce que está algo cara “pero también está creciendo y hay que tenerlo en cuenta”. La deuda será otra de las cifras importantes que vigilar. Vidrala acaba de refinanciar un total 260 millones –un préstamo de 80 millones y una línea de crédito de 180 millones– con un vencimiento prolongable hasta 2025. En el primer trimestre la deuda ascendía a 426 millones. Serrats explica que el valor aún tiene potencial en Bolsa, aunque “se encuentra en un momento de incertidumbre a la espera de nuevas noticias”.

El consenso del mercado –formado por diez analistas que siguen este valor– estima un precio objetivo a 12 meses de 86,35 euros, lo que deja un recorrido al alza cercano al 7% sobre el último cierre. Las recomendaciones para el valor se dividen entre un 40% de mantener, un 30% de compra y un 30% de venta.

Kepler Cheuvreux y Caixabank aconsejaron el pasado mes adquirir títulos. La entidad catalana es, además, la más optimista con un objetivo situado en 115 euros. Santander, por su parte, es partidaria de mantener, aunque deja poco margen de subida (con un precio objetivo de 84,20 euros). Para la entidad “Vidrala es la compañía más atractiva dentro del sector europeo por fundamentales”. “El impulso revitalizado de los beneficios y la recuperada flexibilidad de su balance allanan el camino para sorpresas positivas en el corto y medio plazo a través de transacciones corporativas o un aumento de la remuneración al accionista”, explican.

La empresa hizo efectivo el viernes el abono de un dividendo complementario de 0,29 euros brutos por acción con cargo a los resultados de 2018. En total ha repartido este año 1,09 euros contabilizando también la prima de asistencia a la junta y el efecto de las nuevas acciones asignadas gratuitamente en la ampliación de capital. Así, la retribución al accionista ha aumentado el 15%.

El fabricante alavés se muestra optimista para 2019. Prevé una generación de caja de 120 millones, que irán destinados en un 60% a reducir deuda y un 40% a retribuir al accionista y a autocartera. El beneficio seguirá creciendo a doble dígito y las ventas rebasarán por primera vez los 1.000 millones tras una mejora de entre el 3% y 5%. Además, invertirá 500 millones en los próximos cinco años, principalmente para modernizar sus plantas más rentables (Portugal y Reino Unido).

Santander opina que “el mercado europeo de envases de vidrio es un sector de crecimiento maduro, muy consolidado y resistente en los ciclos”. A medio plazo espera un crecimiento de los volúmenes “más modesto, pero sostenido”, que sería de un dígito bajo para 2019-2021. En cuanto a precios, no “vislumbra presiones”.

Por su parte, Global Market Insights señala en un informe que el desarrollo de la industria a nivel mundial estará impulsado por los nuevos estilos de vida de los consumidores, la creciente demanda de cerveza embotellada en países emergentes y por una mayor utilización de envases de cristal en el sector farmacéutico. Indica, por otro lado, que las seis compañías “clave” de la industria representan el 30% del mercado global, entre las que se encuentra Vidrala.

Crecer en el negocio y en la Bolsa

Origen. Vidrala nació en 1965 en Lloido bajo la denominación Vidrierías de Álava con un horno y dos máquinas que tenían una capacidad conjunta de 25.000 toneladas anuales y una docena de modelos. En la actualidad vende casi de 8.000 millones de botellas y envases cada año a más de 1.600 clientes.

Mercados. España y Portugal representan el 42% de las ventas en Europa; Reino Unido e Irlanda, el 35% e Italia, el 6%. Por segmentos, los principales son el del vino y la cerveza, con un 35% y 26% de las ventas, respectivamente.

Sostenibilidad. La compañía se ha comprometido a medir anualmente las emisiones derivadas del proceso industrial que puedan tener impacto climático, principalmente CO2, definiendo objetivos específicos para mantener su progresiva reducción.

Bolsa. Es una de las compañías con más historia del mercado español. Comenzó a cotizar en 1987, antes incluso de que naciera el Ibex 35, y el día de su debut consiguió una capitalización de 126,5 millones. Su valor supera en la actualidad los 2.100 millones.

Normas