El BEI pide reforzar la inversión en infraestructuras en Europa para alcanzar niveles previos a la crisis

Emma Navarro, vicepresidenta del organismo, señala que el 'Plan Juncker' ha aprobado 1.400 millones de financiación para proyectos destinados al transporte en España

Emma Navarro, vicepresidenta del Banco Europeo de Inversiones hoy, durante el seminario ""El plan de inversiones para Europa".
Emma Navarro, vicepresidenta del Banco Europeo de Inversiones hoy, durante el seminario ""El plan de inversiones para Europa".

La vicepresidenta del Banco Europeo de Inversiones (BEI), Emma Navarro, ha pedido reforzar la inversión en infraestructuras en Europa para alcanzar el volumen previo a la crisis, en el marco de un encuentro celebrado en la sede de las Instituciones Europeas en Madrid, junto a la Comisión Europea y el Instituto Oficial de Crédito (ICO), que ha analizado el sector del transporte. Según explicó Navarro, el conocido como 'Plan Juncker' nació para reactivar la inversión en la Unión Europea tras la recesión económica, pero todavía existen sectores afectados por la falta de inversión.

"Las infraestructuras siguen estando en un 75% de la inversión que se registraba antes de la crisis. Existen necesidades de inversiones importantes si queremos que Europa sea una economía capaz de competir en un mundo globalizado", ha expuesto.

Según ha detallado la vicepresidenta del BEI, el 'Plan de inversiones para Europa' ha aprobado en los últimos cuatro años 1.400 millones de euros en financiación de proyectos ya licitados para el transporte en España que han movilizado 4.000 millones de euros adicionales. En concreto, se han beneficiado de esta línea de crédito empresas como Talgo, para sus planes de desarrollo tecnológico de los trenes de alta velocidad y eficiencia energética (30 millones de euros); Metro de Madrid, en sus proyectos de modernización la red (135 millones); o Aena, en su proyecto para la mejora de la eficiencia energética de los aeropuertos (86 millones) y en la mejora de equipos de seguridad (400 millones).

"En España el Plan Juncker ha sido relevante ya que es el tercer país de la UE más beneficiado por la financiación del BEI, con casi 130 proyectos aprobados que están impulsando la innovación, la acción por el clima y también el desarrollo de transportes más limpios en nuestro país. El transporte es un sector clave para la economía y el empleo de la Unión Europea. Desde los orígenes del BEI, el transporte ha sido el sector que mayor financiación ha recibido ya que desde 1958 se han financiado más de 300.000 millones de euros. Supone cerca del 25% del total de la financiación recibida. Solo el año pasado, se financiaron más de 21.000 millones de euros", ha añadido Navarro.

Según explicaron representantes de las tres instituciones, el Plan Juncker ha movilizado 29.000 millones de euros para el transporte en toda Europa. Desde su lanzamiento, en julio de 2015, el BEI ha aprobado en España 128 operaciones con una financiación de más de 8.700 millones, con los que espera movilizar cercad e 43.500 millones en inversiones. 

Las empresas reclaman apoyo en proyectos exteriores

En una mesa posterior en la que participaron representantes de compañías que se han beneficiado de la financiación del BEI en el marco del Plan de Inversiones para Europa (Acciona, Metro de Madrid, Talgo y Aena), se ha subrayado la necesidad de las empresas de recibir financiación para proyectos internacionales.

"La competencia en estos momentos no es solo en calidad sino en precio. Ahora mismo, disponer de una financiación a largo plazo en mejores condiciones de las que podemos obtener en el mercado nos está facilitando poder consolidar un mercado doméstico muy débil a través de la internacionalización de la compañías, que es el futuro", ha expresado Jesús Sierra, director general de EMEA de la división de infraestructuras de Acciona.

Precisamente, las empresas europeas de infraestructuras han venido pidiendo apoyo de financiación no solo para los proyectos dentro de la Unión Europea sino también para los que se desarrollan más allá de sus fronteras. La competencia en términos de costes financieros ha aumentado respecto a compañías de otros países que reciben el apoyo de bancos públicos que ofrecen créditos a coste casi cero.

"Acudir al BEI en lugar de a otras opciones de financiación ofrece una ventaja competitiva y es el plazo de la deuda. El hecho de que el BEI sea capaz de apoyarte en cuanto al plan de inversiones es una ventaja añadida, además de que te convierte en prescriptor del mercado", ha concluido por su parte, Pablo Escudero Pérez, responsable de la división económico-financiera de Metro Madrid.

Normas