Transporte

La CNMC limita a cinco años el acuerdo de Adif con el operador líder en la liberalización ferroviaria

Estima que, de este modo, Renfe podrá adaptarse con mayor facilidad al nuevo contexto de libre competencia

La CNMC limita a cinco años el acuerdo de Adif con el operador líder en la liberalización ferroviaria

La Comisión Nacional de los Mercados y de la Competencia (CNMC) considera que la duración de los contratos que Adif firmará con las empresas que entren a competir con Renfe con una oferta parecida a la del operador público debería ser de 5 años renovables, en lugar de los 10 propuestos por el gestor ferroviario.

En su opinión, este plazo debe acortarse para facilitar la adaptación de Renfe a la liberalización del transporte de pasajeros por ferrocarril a partir del 14 de diciembre de 2020.

En su informe sobre la Modificación de Declaración sobre la Red 2019 presentada por ADIF, la CNMC valora la transparencia que introduce el documento porque clarifica la situación para los futuros competidores de Renfe.

En concreto, subraya la CNMC, da a conocer la capacidad disponible y como se adjudicará, al tiempo que abre la posibilidad de suscribir acuerdos marcos (contratos a largo plazo) que darán certidumbre a las empresas ferroviarias que deban invertir en nuevos trenes.

En el documento presentado por Adif y Adif Alta Velocidad, se propone la firma de acuerdos marco de diez años de duración para tres opciones o paquetes en función de los surcos o circulaciones por día.

El paquete A, más similar a la actual oferta de Renfe, comprende 48 circulaciones diarias (3 trenes por hora y sentido); el B, 16 (1 tren por hora y sentido), y el C, 5 (1 tren cada tres horas en cada sentido).

Por otra parte, la CNMC recuerda que las empresas deben tener la opción de solicitar la capacidad marco que consideren adecuada a su plan de negocio, o lo que es lo mismo, sin quedar condicionadas por la estructura y la capacidad de los paquetes propuestos por el gestor de las infraestructuras.

Así, en su opinión, Adif Alta Velocidad únicamente podrá aplicarse el criterio de adjudicación a las ofertas de mayor uso de la capacidad ofertada y la pluralidad de acceso, propuesto por el gestor ferroviario, cuando las peticiones superen la capacidad disponible. En caso contrario, se debe adjudicar capacidad a todos los solicitantes.

En el caso de que las solicitudes de capacidad marco superen la disponibilidad, la agrupación en paquetes y el criterio de asignación (mayor uso en 10 años) resultan adecuados, añade la CNMC, que aboga por priorizar a las empresas ferroviarias que se comprometan a realizar un uso más intensivo de todos los corredores de alta velocidad de la red.

"Este uso intensivo a largo plazo facilita la sostenibilidad de la red ferroviaria en su conjunto y permite que se extiendan los beneficios de la competencia al mayor número de rutas y de usuarios", añade.

En un comunicado, el organismo supervisor añade que en caso de que ADIF Alta Velocidad deba priorizar, asignará los paquetes incluidos en la Declaración de capacidad marco a empresas que no formen parte del mismo grupo empresarial, ni sus socios tengas participaciones de control o ejerzan influencia decisiva en distintos adjudicatarios de capacidad.

En su informe, la CNMC insiste en que la apertura efectiva del mercado nacional de transporte de pasajeros por ferrocarril no basta con concretar el acceso a la red ferroviaria y pide, entre otras cuestiones que se clarifique el acceso a las instalaciones de mantenimiento en condiciones objetivas, transparentes y no discriminatorias.

Normas