Cómo evitar gastar más datos de los necesarios en tu tarifa móvil este verano

Cómo evitar gastar más datos de los necesarios en tu tarifa móvil este verano

Más tiempo fuera de casa... y se consumen más datos.

En verano nos pasamos más tiempo fuera de casa. El buen tiempo invita a salir a tomar algo en terrazas o a echar la tarde en la piscina o paseando por parques. Además de que llegan las vacaciones y eso significa estar varios días fuera incluso de nuestra ciudad. Lo que también acarrea que usemos más veces el móvil y, que cuando lo hagamos, no sea cerca de nuestra red Wi-Fi, lo que significa que estaremos consumiendo los datos de nuestra tarifa móvil.

Para que no os quedéis sin datos a mitad de mes y tengáis que sufrir para comunicaros o buscando una red Wi-Fi para gozar de una conexión solvente, os vamos a dar una serie de consejos para evitar gastar más datos de los necesarios en tu tarifa móvil este verano.

Ahorra datos de tu tarifa móvil

Con estos consejos te alegrará saber que ahorraras datos móviles.
Con estos consejos te alegrará saber que ahorraras datos móviles.

Lo primero que hay que hacer, obviamente, es tratar de utilizar el móvil en lugares con redes Wi-Fi. Prácticamente todos los hoteles o alojamientos lo tienen. Así que, si aprovechamos esos momentos para consultar los contenidos o notificaciones, ahorraremos los megas de nuestra tarifa para cuando realmente los necesitemos.

También podéis activar el ahorro de datos desde la pestaña indicada, por ejemplo, en dispositivos Android. Es una forma de limitar el uso de las aplicaciones en segundo plano, que pueden consumir un extra de datos y batería innecesarios. También podemos desactivar manualmente el uso en segundo plano de las aplicaciones que queramos para evitar un consumo no deseado. Incluso puede ser recomendable desinstalar las aplicaciones que no utilicéis durante esas fechas. Así, también se mejora el rendimiento del smartphone al tener más espacio de memoria.

Por eso, además de hacerlo, es importante cerrar las aplicaciones cada vez que se utilizan, ya que si no lo hacemos, algunas apps pueden seguir utilizando recursos que consuman megas. Por ejemplo, en WhatsApp, lo más aconsejable sería quitar las descargas automáticas de vídeos o imágenes, ya que si están activadas, se bajarán de forma instantánea a nuestro terminal, gastando bastantes MB en el intento.

Otro punto a tener en cuenta es limitar las actualizaciones automáticas de aplicaciones, ya que descargarán el contenido sin nuestro permiso si lo tenemos así. Es posible limitar a que la descarga solo se inicie si estamos conectados a una red Wi-Fi.

Limitar los datos móviles desde sus ajustes también puede ser una buena alternativa, para ponernos un máximo de gasto de datos al día y así racionarlo de una forma más comedida. Activar el modo avión en los momentos en los que no vayamos a usar el móvil es otra buena forma de asegurarse que no se consumirán datos sin nuestro beneplácito.

Normas