Caso Odebrecht

La policía desmiente haber detenido al ex CEO de Pemex Emilio Lozoya

El juez envía a prisión al empresario detenido en Mallorca por el mismo caso

Emilio Lozoya en su etapa como consejero delegado de Pemex
Emilio Lozoya en su etapa como consejero delegado de Pemex

La policía española ha desmentido que haya detenido al ex consejero delegado de la petrolera mexicana Pemex, Emilio Lozoya, tal y como informó previamente Reuters citando fuentes policiales. Sobre Lozoya pesa una orden de busca y captura emitida por la Fiscalía General de la República  mexicana, que atribuye al ex ejecutivo con delitos de corrupción. 

Quien sí ha sido arrestado en virtud de otra orden de busca y captura vinculada al mismo caso ha sido Alonso Ancira Elizondo, también mexicano y dueño de Altos Hornos de México (Ahmsa). La fiscalía mexicana investiga presuntas operaciones irregulares vinculadas al caso Odebrecht,  una trama que investiga el Departamento de Justicia de los Estados Unidos, junto con otros 10 países más de América Latina sobre posibles sobornos de la constructora brasileña a altos cargos del Gobierno y empresarios de distintos países. 

El juez ha enviado a prisión provisional a Ancira ante el riesgo de fuga y la gravedad del hecho imputado. La investigación se originó por una denuncia que Pemex presentó el pasado 5 de marzo "con motivo de una serie de delitos que motivaron un grave daño patrimonial a esa empresa" en la venta con sobreprecio de una planta de fertilizantes de Ahmsa que adquirió Pemex en 2013.

Según los investigadores, la venta de esa planta fue sellada con un sobreprecio de unos 500 millones de dólares, cuando su valor real no superaba los 50 millones de dólares. La operación se cerró cuando Pemex era dirigida por Lozoya Austin, sobre quien también pesa una orden de captura y a quien igualmente le fueron congeladas varias cuentas. A éste, responsable del gigante petrolero mexicano entre 2012 y 2018, se le investiga también por haber recibido presuntamente unos 10,5 millones de dólares en sobornos de la constructora brasileña Odebrecht.

El de Lozoya es el mayor caso de corrupción que afronta el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, que hizo de la lucha contra esta lacra uno de los ejes de su campaña. Lozoya participó en la campaña del anterior presidente de la República, Enrique Peña Nieto. En 2014, Lozoya, entonces al frente de Pemex que tenía algo más del 9% de Repsol, encabezó una batalla en la petrolera española. El directivo mexicano, respaldado por el entonces presidente de Sacyr, Luis del Rivero, trató de forzar la salida de la presidencia a Antonio Brufau, aunque la operación no prosperó.

Por su parte, Alonso Ancira  está relacionado con presuntas transferencias irregulares desde las cuentas de Ahmsa a empresas 'off shore' vinculadas a la constructora brasileña Odebrecht y al propio Lozoya. La Secretaria de Hacienda y Crédito Público ordenó este lunes congelar las cuentas de Ahmsa empresa tras identificar en el sistema financiero nacional e internacional que se llevaron a cabo múltiples operaciones con recursos que presuntamente pueden estar derivados de actos de corrupción.

La empresa ha indicado que ha activado de inmediato los protocolos necesarios para asegurar la continuidad de sus operaciones y que está a la espera de una respuesta de la Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público a la solicitud presentada para descongelar las cuentas bancarias. "Ahmsa no cuenta hasta el momento con una información oficial que indique el sustento de estas acciones, que consideramos ilegales y  arbitrarias, dado que no ha habido una actuación dolosa por parte de la compañía o de su presidente, ni en momento alguno se ha requerido por parte de  una autoridad aclarar algún acto financiero", ha indicado.

Normas