Construcción

Los accionistas de FCC aprobarán el 9 de mayo la vuelta al dividendo

Mediante un scrip dividend, el grupo constructor recupera la retribución al accionista suspendida en 2013

Carlos Slim, Esther Alcocer y Pablo Colio.
Carlos Slim, Esther Alcocer y Pablo Colio.

La vuelta al dividendo de FCC se oficializará el próximo 9 de mayo cuando la compañía celebre su junta ordinaria de accionistas. El consejo llevará a la junta de accionistas la propuesta de una remuneración flexible, por primera vez en la historia de la compañía, que se ejecutará a través de acciones de nueva emisión o en efectivo. Este es uno de los puntos del orden del día enviado por FCC a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Será el primer dividendo desde que la compañía lo suspendió en 2013. El pago equivale a 0,4 euros por título con cargo al resultado de 2018. El programa contempla un desembolso máximo de 151,5 millones de euros, según se decidió en la reunión del órgano de decisión celebrada el pasado día 21. 

Se trata del primer dividendo que el magnate mexicano percibirá de FCC desde que en 2014 desembarcara y rescatada el grupo. Slim percibirá unos 93 millones de euros de este pago a los socios en función de su participación directa de control del 61,1%, y la segunda accionista, Esther Koplowitz, otros 30 millones por su 20%.

En el hecho relevante remitido hoy, FCC detalla de las opciones que tiene el accionista de FCC en este scrip dividendo y que serían no transmitir sus derechos de asignación gratuita, transmitir la totalidad o parte de sus derechos de asingación gratuita a FCC y la transmisión la totalidad o parte de sus derechos de asignación gratuita en el mercado. 

El aumento de capital se realiza mediante la emisión y puesta en circulación de las Acciones Nuevas, que serán acciones ordinarias de 1 euro de valor nominal cada una, de la misma clase y serie que las actualmente en circulación, representadas mediante anotaciones en cuenta. Las Acciones Nuevas se emiten a la par, es decir, por su valor nominal de 1 euro, sin prima de emisión, y serán asignadas gratuitamente a los accionistas de la Sociedad.

No hay fecha sobre cuando se realizará esta ampliación de capital. "Dentro del plazo de un año desde la fecha de este acuerdo, el Consejo de Administración (con expresas facultades de sustitución), podrá señalar la fecha en que el presente aumento de capital deba llevarse a efecto y fijar las condiciones de éste en todo lo no previsto en el presente acuerdo. No obstante, si el Consejo de Administración (con expresas facultades de sustitución) no considerase conveniente la ejecución total o parcial del aumento de capital, dentro del plazo indicado (por las condiciones de mercado, de la propia Sociedad o las que deriven de algún hecho o acontecimiento con trascendencia particular), podrá abstenerse de ejecutarlo, informando de ello en la siguiente Junta General de accionistas que se celebre", explica FCC.

Hasta ahora, la libre disposición del beneficio de FCC ha estado restringida por compromisos con la banca acreedora. El propio Slim avanzó el pasado verano, en el marco de la presentación del plan estratégico, que la empresa estaba estabilizada y preparada para volver a retribuir a sus accionistas. Todo dependería de las necesidades de inversión.

Los resultados al cierre de 2018 reflejaron un resultado neto atribuible de 251,6 millones de euros, lo que supone un incremento de 113,2% respecto al ejercicio 2017. El ebitda, por su parte, creció un 5,6% respecto al del ejercicio anterior. FCC también elevó su cifra de negocios un 3,2%, hasta los 5.989,8 millones de euros.

Entre el resto de puntos del orden del día de la asamblea del grupo figura la reelección como consejeros de varios del máximo órgano de gestión entre los que figuran el propio Carlos Slim, así como la presidenta de la compañía, Esther Alcocer Koplowitz.


Normas