Distribución

Fridman intensificará los contactos con grandes inversores para asegurar la opa sobre Dia

El fondo no se plantea subir de los 0,67 euros por acción

Fridman intensificará los contactos con grandes inversores para asegurar la opa sobre Dia
EL PAÍS

Letterone continúa trabajando a dos bandas para completar la toma de control de Dia. El primer accionista del grupo de supermercados, liderado por el magnate ruso Mijail Fridman, sigue negociando con la banca acreedora un acuerdo de refinanciación para Dia, al tiempo que intenta convencer a los inversores de acudir a su opa y hacerse con, al menos, el 64,5% de la empresa.
En este último punto se encuadra la reunión que dos representantes de Letterone, Stephan DuCharme y Sergio Dias, mantuvieron con una decena de analistas en las oficinas del despacho Perez-Llorca, asesor legal de Letterone en la operación.

La misión de esta reunión fue la de cargar de argumentos al mercado para que los inversores acepten su oferta a 0,67 euros por acción de Dia. De hecho, uno de los mantras de DuCharme es que no va haber subida del precio de la opa desde la cantidad marcada desde el principio: “O 0,67 euros por título o nada”, explicó el representante de Letterone. Con todo, la cotización está extremadamente cerca de ese precio y, como publicó el lunes este periódico, el mercado especula con una mejora de la oferta. El plazo de aceptación terminará, de entrada, el próximo 23 de abril, si bien previsiblemente este se ampliará dos semanas más, hasta la primera de mayo. Letterone puede ampliar el periodo tres días antes de que concluya y mejorar el precio hasta cinco días antes del final.

Letterone necesitará adquirir acciones que representen al menos el 35,5% del capital, y con una fuerte oposición de los pequeños accionistas, necesitará convencer a los grandes fondos poseedores de títulos de la compañía. Por ello, como confirmaron DuCharme y Dias ayer, comenzarán una nueva ronda de contactos con inversores institucionales para trasladarles las bondades de su oferta.

Este road show será inminente, e irá en la misma línea del que Letterone mantuvo a finales de febrero. Entonces fue para explicar sus planes para Dia, empezando por la opa, siguiendo con la recapitalización del grupo y acabando con su plan de transformación. Esta vez, el equipo de Fridman intentará convencer al mercado de que su oferta es la mejor y la única que garantiza el futuro de Dia.

Por otra parte, DuCharme y Dias trasladaron ayer a los analistas que las negociaciones con los bancos “están siendo constructivas” y “van en el buen camino, no es un tira y afloja con la banca”. Eso sí, dejaron claro que no ven razones para ser flexibles en la amortización de parte de los créditos por 912 millones de euros que debe a 12 entidades financieras, algo que sí contemplaba el acuerdo con el consejo de administración de Dia.

Si finalmente logra el sí y su opa llega a buen puerto, Letterone reparará los fondos propios de la matriz de cerca de 100 millones de euros con un crédito participativo que después compensará en una ampliación de capital por 500 millones, sujeta al acuerdo con la banca.

El consejo tiene hasta el miércoles para pronunciarse

Recomendación. El consejo de administración de Dia debe aún pronunciarse sobre la opa lanzada por Fridman. La ley de opas le da diez días naturales desde el comienzo del periodo de aceptación. Esto fue el lunes pasado, por lo que tiene de máximo hasta el miércoles. En febrero, el consejo valoró la oferta como una muestra “del atractivo del negocio de la sociedad”, aunque nunca ha dado su opinión sobre el precio.

Contradicciones. Los presentes en la reunión de ayer advierten una contradicción en el mensaje de DuCharme, ya que este traslada a los bancos que honrará sus deudas, pero a los accionistas les pide que vendan a 0,67 euros por acción y a los analistas les dice que Dia no dará beneficios en dos años.

Normas