El Ibex prolonga la corrección y cae un 3,3% desde los máximos de 2019

Los temores de ralentización provocan la huida de los inversores de la Bolsa a la renta fija

Imagen del exterior de una firma de valores en Tokio.
Imagen del exterior de una firma de valores en Tokio. AFP

La mejora de la confianza empresarial alemana no ha sido suficiente para alejar los temores de recesión que planean sobre la zona euro. Eso sí, el buen dato en este indicador ha permitido suavizar las ventas vividas el pasado viernes cuando los datos de producción industrial sumado al recorte de las previsiones de crecimiento en EE UU dos días antes provocaron la huida de los inversores de la renta variable a la renta fija.

En una jornada en la que la Bolsa española se ha movido sin rumbo fijo, el Ibex 35 ha concluido con una caída del 0,21%, descenso que lo alejan de los 9.200 puntos, nivel que perdió el pasado viernes. El selectivo español suma su cuarta jornada consecutiva a la baja y desde los máximos anuales registrados hace apenas una semana los descensos alcanzan ya el 3,3%.

Por delante quedan cuatro días en los que la agenda macroeconómica marcará el paso de los mercados. Hoy ha sido el turno de la confianza empresarial alemana. La encuesta IFO ha sorprendido, esta vez en positivo, a los inversores. El dato, que refleja un incremento hasta lo 99,6 puntos, ha superado las previsiones de los analistas y ha servido de contrapunto al pesimismo del pasado viernes, cuando unos pésimos datos de producción industrial en Alemania y Francia reavivaron los fantasmas de recesión.

Principales cotizaciones

IBEX 35 9.527,20 -0,57%
EUROSTOXX 50 3.503,85 0,13%
DOW JONES 26.656,39 0,55%
Petroleo Brent 74,170 -0,456%
USD x EUR 0,8913 0,101%

Después de las caídas próximas al 2% registrados el viernes, este lunes los inversores optaron la cautela. El Dax alemán baja un 0,15%; el Cac francés, un 0,18% y el MIb italiano, un 0,09%. El FTSE británico ha sido la Bola europea con peor desempeño (-0,42%) en una jornada en la que la primera ministra británica Theresa May ha reconocido que no cuanta con los apoyos suficientes para sacar adelante su acuerdo. La premier dispone de esta semana para lograr el visto bueno de los diputados a sus planes para el Brexit. Si no consigue el respaldo de Westminster, el 12 de abril Reino Unido deberá decidir entre una salida sin acuerdo o pedir una prórroga. Todavía es pronto para saber que ocurrirá pero día a día crecen las probabilidad de una escisión abrupta, el peor de los escenarios.

De vuelta al mercado español, los valores con peor desempeño han sido Ence (-3,37%), Enagás (-1,34%) e Inditex (-1,33%). El grupo textil se ha convertido en la compañía que más puntos ha restado al selectivo después de que Morgan Stanley hay recortado su precio objetivo de los 21 euros por acción a los 20. El departamento de análisis de la entidad ha elaborado un informe en el que señala que la compañía ha entrado en una nueva fase en la que su negocio madura "rápidamente". 

El sector bancario, muy penalizado por los bajos tipos de interés, registró este lunes un comportamiento mucho más moderado. CaixaBank cedió un 0,75%; Sabadell, un 0,33%; Bankia y Santander cerraron en tablas (-0,09% y 0,01%, respectivamente) mientras BBVA y Bankinter sumaron un 0,23% y 0,37%, respectivamente.

Cellnex, que el viernes cerró la ampliación de capital por importe de 1.200 millones, se anota un 3,22%. Le siguen a cierta distancia Naturgy e Iberdrola con ascensos del 0,65% y 0,54%, respectivamente.

Los inversores han prolongado su huida hacia activos refugio y aquí destaca el comportamiento registrado por la deuda. El bono alemán, que por momentos ha retomado las rentabilidades positivas tras el dato de IFO, concluyó la jornada en el -0,028%, nuevo mínimo en tres años. La rentabilidad de la deuda española a diez años permanece estable en el 1,1% (el viernes concluyó en el 1,07%). El viernes S&P y DBRS decidieron mantener sin cambios el rating de España en A- y A con la vista puesta en las elecciones.

Con todo, la preocupación va algo más allá de un simple dato. Que los bonos de Estados Unidos a 10 años coticen a un tipo inferior al bono a tres meses es una señal que muchos inversores interpretan como el anticipo de una recesión, por más que está provocada, en parte, por la salida de dinero de la Bolsa. En una semana este tipo de interés ha pasado del 2,61,% al 2,43%. Bonos soberanos de Australia y Japón han marcado mínimo histórico desde 2016. Hoy, con todo, manda la estabilidad, y la deuda europea apenas registra cambios.

En el mercado del petróleo, mientras, el miedo a la recesión cotiza menos. El Brent cae un 0,5% hasta los 66,7 euros, con los recortes de producción (tanto voluntarios como involuntarios) compensando en parte las perspectivas de una menor demanda. En el mercado de divisas, el euro se mantiene en torno a 1,13 dólares tras las fuertes caídas del viernes. El yen, por su parte, cotiza levemente al alza, un 0,15%.

Normas