Aviación

Holanda plantea a la UE una tasa sobre las emisiones de las aerolíneas

Propone un impuesto sobre los billetes de avión, una tasa por vuelo, una tasa sobre el queroseno o mediante el sistema de comercio de emisiones

Holanda plantea a la UE una tasa sobre las emisiones de las aerolíneas
REUTERS

Holanda ha propuesto a sus socios de la Unión Europea (UE) la introducción de un impuesto a la aviación que grave las emisiones de carbono con el fin de reducirlas, una idea que fue discutida hoy por primera vez por los ministros de Economía y Finanzas de los veintiocho países comunitarios.

"Ahora mismo no hay IVA, impuestos especiales o tasas sobre los vuelos, mientras que la contaminación y las emisiones de CO2 son muy altas", dijo a su llegada al encuentro el secretario de Estado de Finanzas holandés, Menno Snel.

En un documento compartido con las delegaciones nacionales antes del debate, Holanda pide considerar gravar las emisiones de carbono "a nivel de la UE" a través de un impuesto sobre los billetes de avión, una tasa por vuelo, una tasa sobre el queroseno o mediante el sistema de comercio de emisiones (ETS).

Holanda argumenta que, pese a que ha aumentado la demanda de vuelos, los precios de los billetes de transporte de pasajeros o mercancías no incluyen los costes medioambientales, lo que perjudica la capacidad de lograr los objetivos europeos al respecto.

"Un precio justo para los billetes de avión que incluya estos costes podría reducir las emisiones de carbono", afirman.

Holanda señala que se debería adoptar un enfoque comunitario para evitar que los pasajeros se desplacen a aeropuertos de países que no apliquen este impuesto y la acumulación de distintas regulaciones.

Esta tasa ya existe en Alemania, Francia, Italia, Suecia, el Reino Unido y Austria, mientras que Irlanda, Dinamarca y Holanda lo tuvieron en el pasado y este último país prevé introducirlo de nuevo.

Holanda es consciente de que, dada su reducida superficie, si introduce la medida unilateralmente acabará dando ventajas a los aeropuertos de Estados vecinos, de ahí el interés en una medida europea, apuntan fuentes diplomáticas.

"El Consejo ha tomado nota de la información y hablaremos más de este tema. En este momento no hay una propuesta legislativa, pero es un tema importante a escala global", dijo tras el encuentro el ministro de Finanzas rumano, Eugen Teodorovici, cuyo país ostenta la presidencia rotatoria de la UE.

El vicepresidente de la Comisión Europea para el Euro, Valdis Dombrovskis, afirmó que la institución "está lista para explorar los temas con los Estados miembros, pero es demasiado pronto para llegar a conclusiones" y recordó que Bruselas está evaluando la directiva sobre la fiscalidad de la energía para ver si necesita cambios.

En el documento enviado a los ministros, Holanda recuerda que en torno al 2,5 % de las emisiones de CO2 proceden de la aviación y que se espera que estas aumenten un 68 % entre 2010 y 2020, un 185 % hasta 2040 y un 300 % hasta 2050 conforme la economía sigue creciendo.

Pese a que en el Acuerdo del Clima de París de 2015 los países se comprometieron a mantener el calentamiento global por debajo de 1,5 grados centígrados, algunos estudios muestran que, si no se intensifican los esfuerzos, el aumento será de tres grados hasta 2100.

Holanda ha organizado una conferencia internacional el 20 y 21 de junio para debatir el tema.

Normas