La comunidad de Madrid emite 1.250 millones en bonos a 10 años

Aprovecha la reciente autorización del Consejo de Ministros y recibe una demanda de 2.700 millones

El presidente de la Comunidad de Madrid, Ángel Garrido.
El presidente de la Comunidad de Madrid, Ángel Garrido.

La Comunidad de Madrid no ha tardado en sacar partido a las autorizaciones de emisión de deuda que el Consejo de Ministros aprobó el pasado viernes para varias regiones españolas. La región ha emitido este martes 1.250 millones de euros en bonos a 10 años, según avanzan a este diario fuentes regionales.

Aunque el objetivo inicial que se había marcado la comunidad era de 1.000 millones de euros, en línea con la emisión que selló en febrero de 2018, la amplia demanda recibida, que ha alcanzado peticiones por 2.700 millones de euros, le ha llevado a incrementar el papel comercializado. 

El 37% fue adquirido por bancos, el 31% por gestoras y el 24% por fondos de pensiones. Además, uno de cada tres euros provino de España, otro 26% de Alemania y Austria, un 19% de Francia y un 8% de Italia, por ejemplo.

La emisión se ha cerrado con un cupón del 1,571%, lo que estrecha en 21 puntos básicos el diferencial de las emisiones de la comunidad con las del Tesoro Público. La última que acudió a los mercados, hace ahora un año, Madrid captó 1.000 millones emitiendo bonos verdes al 1,77%. “Es una muestra de la confianza internacional en la solvencia financiera de la comunidad de Madrid”, ha destacado el gobierno regional en un comunicado.

La región, que preside Ángel Garrido, enmarca esta operación en el nuevo Marco de Financiación Sostenible, que actualiza el anterior plan de emisión de bonos con la idea de que los ingresos obtenidos se asignen a un mix de proyectos medioambientales y sociales, de acuerdo con el Presupuesto General de la Comunidad de Madrid para el año 2019.

La emisión se produce solo cuatro días después de que el Consejo de Ministros aprobara una batería de autorizaciones de emisión de deuda pública y formalización de préstamos a largo plazo con el objetivo de financiar las amortizaciones de la administración general y de los entes dependientes, así como la ampliación del objetivo de déficit de 2019.

En concreto, el Ejecutivo de Pedro Sánchez concedió permisos para formalizar préstamos a largo plazo y emitir deuda pública por 2.675,2 millones a la Comunidad de Madrid, por 517 millones a Baleares, por 1.190,8 millones a Castilla y León o para formalizar operaciones de deuda a largo a Castilla-La Mancha por 680 millones.

Desde la Comunidad subrayan que Madrid cuenta con los niveles de deuda pública más bajos de entre las comunidades autónomas, con un endeudamiento equivalente al 14,6% del PIB madrileño, según los últimos datos del Banco de España, del tercer trimestre de 2018.

Normas