Entre las buenas, las feas y las malas, Bestinver prefiere las compañías feas

Invierte en empresas industriales que hayan caído mucho en Bolsa por el momento del ciclo

Beltrán de la Lastra, presidente de Bestinver.
Beltrán de la Lastra, presidente de Bestinver.

El Bueno, el Feo y el Malo es un clásico de las películas del Oeste, dirigida por Sergio Leone y protagonizada por Clint Eastwood. Pero también es la peculiar clasificación de compañías que utiliza la gestora de fondos Bestinver para decidir dónde invertir.

"En la actualidad vemos tres tipos de compañías, las buenas, las feas y las malas. Y en las que más estamos invirtiendo es en las feas", explica el presidente de la firma, que maneja inversiones por cerca de 6.000 millones de euros.

En el apartado de las compañías "buenas", los analistas de Bestinver incluyen a firmas con gran capacidad de generación de caja, con un modelo de negocio que garantice su continuidad durante décadas. "El gran problema en este tipo de firmas es que están carísimas. Se paga por encima de 30 veces beneficio", comenta De la Lastra.

Esta categoría, que ha logrado mantener su nivel de cotización en 2018 e incluso aumentarlo, desde Bestinver señalan a compañías farmacéuticas como Roche y Novartis. También el grupo editorial de revistas científicas Relx. "Esta firma la hemos seguido mucho y tiene un negocio potentísimo, aunque ahora tiene algunos desafíos", apunta el gestor.

A pesar de que este tipo de compañías ha estado muy presente en los fondos de Bestinver, "en el actual momento de mercado estamos reduciendo la exposición para comprar compañías castigadas por el mercado", asegura De la Lastra.

Las preferidas ahora por Bestinver son compañías "feas". Se trataría de firmas que están más expuestas al ciclo económico y cuya cuenta de resultados puede sufrir por el comienzo de la ralentización económica. "Suelen ser firmas de componente industrial, que en estos momentos del ciclo ven cómo de un día para otro les cancelan órdenes de compra y eso daña mucho sus ingresos, pero que tienen un negocio lo suficientemente robusto para resistir", reflexiona el gestor.

Dentro de este apartado, que ya ha sufrido correcciones de entre el 30% y el 60% en los últimos meses, los expertos de Bestinver incluyen a firmas como Dassault Aviation, Andritz, Outokumpu o Valeo.

En el caso de esta última, se trata de un suministrador para la industria de automoción, muy enfocada en partes del sistema eléctrico. La compañía ha tenido tres avisos de caídas de las previsiones de beneficios (profit warning, en la jerga) y el año pasado perdió un 56% de su valor. "Nos parece que parte de los motivos alegados son transitorios y, además, la compañía va a ahorrar 100 millones de euros en un proceso de reestructuración de costes", explica Bestinver en una nota para inversores.

"Hay compañías como Boskalis, que nos encantan. Está dedicada a los dragados, que han sufrido en Bolsa, pero tiene un negocio potentísimo, casi un sector oligopolístico, con presencia en todo el mundo y, además, propiedad de una familia", comenta el experto.


Compañías malas

El tercer grupo se trataría de compañías en las que las caídas de los ingresos pueden acabar convirtiéndose en una pérdida permanente de capital. Se caracterizan por ser modelos de negocio obsoletos, por tener un excesivo apalancamiento...

"Hay algunas compañías de comercio minorista en Reino Unido que están baratas, pero en las que no invertiríamos en ningún caso, porque podemos perderlo todo", apunta De la Lastra.

En la firma también detectan un cuarto grupo de interés que son las empresas tecnológicas. Normalmente las dejan al margen por estar fuera del circulo de competencia de los analistas, pero han hecho algunas excepciones, como es el caso de JustEat, la web que intercede entre restaurantes y repartidores para el reparto de comida a domicilio. "Su competidor Deliveroo está teniendo graves problemas y puede acabar quedándose con todo el mercado británico", apunta el presidente de Bestinver.

Otra de las temáticas por la que Bestinver ha apostado en los últimos dos años es en el sector financiero. La firma acaba de invertir en Banco Santander, después de más de una década sin tener acciones de este grupo financiero. "Creemos que está muy barata. Si hacemos la valoración de cada una de sus filiales, nos da el resultado de que nos están regalando la filial de Reino Unido". 

También invierten en Unicaja "que puede aprovechar muy bien sus excedentes de capital en la absorción de Liberbank" y en Bankia. En esta última Bestinver ha reducido su peso "porque está registrando unos resultados peor de los que esperábamos".

Normas