España suma otro récord de turistas, pese a la caída de Reino Unido y Alemania

El pasado ejercicio se cerró con 82,6 millones de visitantes, un 0,9% más que en 2017

Turismo España pulsa en la foto

La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, ha dado a conocer esta mañana el primer balance del cierre del turismo extranjero en España en 2018. Pese a que la llegada de viajeros cayó durante tres meses (abril, julio y agosto), el pasado ejercicio concluyó con 82,6 millones de viajeros, lo que supone un nuevo máximo histórico, con 818.000 turistas más que en 2017 y un alza interanual del 0,9%. Todo ello pese a la masiva fuga de turistas alemanes, sobre todo, y de británicos a destinos más baratos, como Turquía, Túnez o Egipto, compensada solo parcialmente por el alza de turistas de algunos mercados europeos, América y Asia.

En su comparecencia, Maroto ha hecho especial hincapié en el crecimiento del gasto, que avanzó un 3,1% hasta rozar los 90.000 millones de euros, lo que supone también un nuevo máximo histórico, con un aumento cuatro veces superior al de las llegadas. “Hoy es un día de satisfacción para todos con estos buenos datos. El alza en el gasto confirma la robustez del sector y la apuesta del Gobierno por un turismo de mayor calidad”, recalcó.

Los datos hasta noviembre (los oficiales los dará a conocer el INE el próximo 1 de febrero) mostraban un deterioro de los dos principales mercados emisores (Reino Unido y Alemania), que suponen un 36,2% de los turistas extranjeros que escogen España para sus vacaciones. Reino Unido representa un 22,4% del total y Alemania un 13,8%. En los once primeros meses de 2018, el número de viajeros de Reino Unido bajó un 2% (356.000 menos), mientras que el ajuste en el caso de Alemania fue del 4,7%, con 535.000 viajeros menos. Ese profundo deterioro podría haber provocado, a la espera de confirmación, que Francia haya desbancado a Alemania como segundo destino emisor de viajeros. Hasta noviembre la distancia era apenas de 95.000 viajeros.

En el otro lado aparece EE UU, con 2,7 millones de viajeros (274.000 más); Holanda, con 3,7 millones (124.000 más que en el mismo periodo de 2017); Italia, que supera por primera vez los cuatro millones de viajeros (120.797 más), y los grandes destinos asiáticos, con 200.000 turistas más.

El principal desafío para este ejercicio, tal y como recalcó la ministra de Industria, Comercio y Turismo, es el futuro de Reino Unido ante las dificultades de si finalmente habrá Brexit, de qué intensidad será la ruptura y cómo afectará a los más de 18 millones de turistas que visitan España. “Se está trabajando de forma intensa en la definición de los planes de contingencia a llevar a cabo, tanto por los ministerios como por las empresas, para ayudar a reducir el impacto de la salida del Reino Unido de la Unión Europea”, precisó Maroto, que indicó que, en concreto, el sector hotelero ha sido uno con los que más se ha estado trabajando “de forma muy activa”.

Maroto también recalcó, al igual que hizo el martes en el Spain Investors Day, que el Gobierno abrirá dos líneas de ayuda para empresas afectadas por la salida del Reino Unido, conocidas como cheque Brexit. El importe y el reparto de las mismas entre el tejido empresarial aún no ha sido desvelado.

 

 

 

 

 

Normas