Trump asegura que continúa negociando para reabrir la Administración

Sigue adelante con la exigencia de 5.000 millones para construir el muro con México y amenaza con declararlo emergencia nacional

El presidente de EE UU, Donald Trump.
El presidente de EE UU, Donald Trump.

El cierre parcial del Gobierno de EE UU parece que está lejos de solucionarse. No obstante, el presidente, Donald Trump, ha asegurado que continúan las que las negociaciones para reabrir la Administración. Eso sí, sigue adelante con la exigencia para que los demócratas aprueben fondos para el muro fronterizo con México.

"Equipos negociando este fin de semana", ha escrito en su cuenta de la red social Twitter Trump, quien arrancó el día con una serie de mensajes alusivos al cierre parcial de la Administración, que hoy cumple quince días. El mandatario considera que los demócratas podrían solucionar la parálisis parcial "en muy poco tiempo" y afirma que "todo lo que tienen que hacer es aprobar una seguridad fronteriza real", incluido el muro. A su juicio, esto es algo que todos, "aparte de los traficantes de drogas, los traficantes de personas y los criminales, desean".

"No me importa que la mayoría de los trabajadores que no reciben sus pagos sean demócratas. Quiero detener el cierre tan pronto estemos de acuerdo sobre una fuerte seguridad fronteriza", añade el gobernante, quien subraya que está listo para ello en la Casa Blanca y se pregunta "¿Dónde están los demócratas?".

La Administración está parcialmente cerrada desde el pasado 22 de diciembre, debido a que la negociación entre republicanos y demócratas en el Congreso se mantiene estancada por la financiación de la valla con México.

Trump reclama que el proyecto de presupuestos Sincluya una partida de más de 5.000 millones de dólares para financiar esa separación, lo que han rechazado los demócratas. El presidente estadounidense llegó a afirmar el viernes que estaba dispuestos a mantener el cierre del Gobierno durante meses y exige a los demócratas que financien el muro en la frontera con México. De hecho ha llegado a amenazar con declarar una emergencia nacional para ordenar su construcción sin necesidad de que los fondos sean aprobados por el Congreso.

La cámara baja, ahora liderada por la demócrata Nancy Pelosi, aprobó el jueves proyectos de financiación para poner fin al cierre parcial de la Administración que no incluyen recursos para el muro fronterizo y deberán pasar a manos del Senado, de mayoría republicana.

El cierre parcial afecta a agencias de diez departamentos del Ejecutivo y a unos 800.000 de los 2,1 millones de trabajadores federales que no están cobrando su salario.

Normas