OHL se desploma en Bolsa horas antes de publicar sus cuentas

La enseña pierde 1.353 millones hasta septiembre

En el año, la caída bursátil asciende al 83%

Momento de la última junta de accionistas de OHL.
Momento de la última junta de accionistas de OHL.

Las acciones del grupo constructor y de servicios no levantan cabeza y se han desplomado en la sesión de este miércoles un 18,14%, hasta los 0,75 euros, mínimos históricos, antes de que se diesen a conocer las cuentas por los nueve primeros meses del año. La constructora, tras el cierre del mercado, reportó unas pérdidas de 1.335 millones. 

"Puede que se trate de un movimiento táctico de los inversores previo a la presentación de resultados de esta tarde", explica Felipe López, analista de Self Bank. Pero la sangría viene de hace varias sesiones. "Los inversores decidieron hace días poner la venda antes de la herida. Hoy, en un mercado muy bajista, perdió nada más comenzar la sesión el nivel de los 0,90 euros con los que no se había atrevido hasta ahora y las ventas se han disparado", añade Aitor Méndez, de IG

Los inversores temen que la historia se repita. El pasado 27 de septiembre, las acciones de OHL se desplomaron un 23,7% en Bolsa, su peor sesión desde agosto de 2017, y perdieron entonces los dos euros por acción, tras publicar un día antes sus resultados al cierre del mercado.

Las ventas se cebaron con las acciones de la compañía que en el primer semestre del año registró una pérdida neta de 843 millones de euros, números rojos que multiplican por más de veinte a los 32 millones contabilizados un año antes, como consecuencia de registrar un ajuste contable derivado de la venta de la división de concesiones.

"Aunque ha logrado eliminar la deuda de una tacada, recordemos que el negocio de concesiones que vendió representaba cerca del 85% de su Ebitda. La empresa está en plena reestructuración y en pleno proceso de pérdida de talento", considera López de Self Bank que advierte en cambio que "las buenas noticias podrían venir del lado de los arbitrajes internacionales que tiene abiertos y que podrían reportarle cuantiosas indemnizaciones".

Mínimo tras mínimo

La cotización de OHL no levanta cabeza. Cae un 83% en el año y es uno de los tres peores de la Bolsa española en 2018. Su capitalización bursátil es de 219 millones de euros. Desde los máximos históricos de junio de 2014, el descalabro supera ya el 96%.

Desde que publicara sus resultados semestrales a finales de septiembre, son numerosas las casas de análisis que han revisado a la baja la recomendación y la valoración de la compañía. Mirabaud Securities, Alantra Equities, BPI, Renta 4 y Banco Sabadell son algunas de estas firmas. Pese a las rebajas de precios objetivos, el consenso de Bloomberg ve al valor un potencial de revalorización del 180%. 

A mediados de octubre, la agencia Fitch decidió mantener la calificación de la constructora OHL en bono especulativo (B+), aunque revisó al alza su perspectiva, que ha pasado de negativa a estable tras la venta de su filial de Concesiones.

Normas