Los precios de la web global de Zara son hasta un 44% más caros que los de España

Las mayores diferencias están en los productos de más valor

Aún así, están por debajo de los de las tiendas online de EE UU y China

Zara pulsa en la foto

Inditex estrenó ayer la nueva tienda online global de Zara, zara.com/ww, dirigida a 106 países, con los que ha extendido su red de venta a 202 mercados, ya sean con tiendas físicas u online.
Como anunció la compañía el pasado martes, en ella están disponibles las colecciones globales de la firma para hombre, mujer y niños, con un precio de venta al público único y en euros, al que los clientes tienen que sumar los costes de las aduanas, cuyos importes dependen del tamaño del pedido y del país, y también los gastos de envío, fijados en 19,95 euros.

Una de las cuestiones que quedaban por resolver era qué precios tendrían las prendas en esta nueva tienda online. Inditex suele guardarse para sí la forma en la que maneja sus políticas de precios, que suelen variar según los países. Por ejemplo, las prendas que vende en España tienen, por norma general, un precio más reducido que las que se comercializan en las tiendas de EE UU o China, pese a que se trate del mismo producto. En el caso de la nueva web global, no hay duda: los precios son más caros que los de la tienda online española. En algún casos, la diferencia alcanza el 44%.

Este diario ha elegido tres categorías de prenda para realizar la comparativa, tanto para mujer como para hombre: abrigos, camisas o blusas, y vestidos y americanas.

En ellas, las distintas categorías de precios siguen la misma tendencia: en los productos con un precio de entre 30 y 90 euros en España, su versión internacional sube su precio en 10 euros. A partir de los 90, la diferencia pasa a ser de 30 euros, para escalar a 50 a partir de los 140, y hasta a 70 en los casos de las prendas más caras.

En todas las prendas analizadas, la diferencia de valor parte de un mínimo del 10% hasta llegar a un 44%, como es el caso de un abrigo de mujer que en su versión española cuesta 159 euros y en su versión global, 229.

Hay que tener en cuenta que, se compre desde España o desde cualquiera de los nuevos mercados, los pedidos salen, en su mayor parte, del mismo lugar: el almacén logístico de Inditex en Alovera (Guadalajara). Los elevados costes que acarrea el envío a países de África, Asia o del Caribe explican su mayor precio.

Aún así, este es más barato que el que tienen que pagar los clientes de Zara de EE UU y China, donde la firma vende tanto en su versión física como online.

En comparación con la web española, los productos analizados de la estadounidense son, de media, un 58% más caros, mientras que en el caso de la china ese porcentaje baja ligeramente, al 54%.La distancia se ajusta si se compara con la tienda global estrenada ayer. Los precios de la de EE UU son un 33% más caros, por un 29% de los de China.

Desde Guadalajara a las Islas Coco


En una semana. Zara vende ya en 106 nuevos países, muchos de ellos recónditos. Uno de los nuevos lugares a los que llega es Ciudad del Vaticano, el país más pequeño del mundo, cuyo millar de habitantes ya no tendrá que salir a Roma para comprar alguna prenda de Zara. Muchos de los nuevos destinos son remotas islas del Caribe, del Pacífico o del Índico. Por ejemplo, las Islas Cocos, un archipiélago dependiente de Australia y situado en el céano Índico, en el que apenas viven 600 personas; Tokelau, otro archipiélago ubicado en el Pacífico; o Bahamas, Barbados, Belice, Bermida, Anguila, Montserrat, Martinica, y Guadalupe,en el Caribe. El compromiso de entrega de los pedidos, que salen de Alovera (Guadalajara), es de un máximo de siete días.

Normas