Renfe fulmina a dos gerentes por los trenes que se quedaron 'tirados' entre Madrid y Extremadura

Destituye al responsable del servicio entre Madrid, Extremadura y Andalucía, y al jefe de los contratos de mantenimiento

Uno de los cuatro incidentes del Puente del Pilar fue el de un tren que se quedó sin combustible

Isaías Táboas, presidente de Renfe.
Isaías Táboas, presidente de Renfe.

El comité de dirección de Renfe ha cesado a dos miembros de la alta dirección tras los nuevos incidentes sufridos durante el puente del Pilar en el servicio ferroviario de Extremadura. Los despedidos son el gerente de Servicios Comerciales Sur, directivo que con responsabilidad en las relaciones ferroviarias de los AVE, Alvia, Altaria y Talgo entre el centro peninsular, Extremadura y Andalucía, y el gerente de Gestión y Contratos de Fabricación y Mantenimiento.

Este último ejecutivo carga con los fallos de las locomotoras “derivados de no verificar la calidad del mantenimiento que realiza Erion, la empresa participada con Stadler que hace el mantenimiento de ese material ferroviario”, ha explicado Renfe a través de un comunicado. Este último directivo en cuestión era además coordinador del mantenimiento interno. Erion, por su parte, pertenece en un 51% a la valenciana Stadler, por el 49% que está en manos de la propia Renfe.

Con la calidad del servicio (desde y hacia Extremadura) en entredicho desde hace meses, los cuatro incidentes registrados el pasado fin de semana han disparado la tensión entre el Gobierno de la Junta que preside Guillermo Fernández Vara y la dirección de Renfe, que ocupa Isaías Táboas. El incidente quizás más grave se registró el sábado, cuando un convoy que realizaba el recorrido entre Madrid y Mérida se quedó anclado en la localidad madrileña de Fuenlabrada por falta de combustible.

Renfe asume la responsabilidad de no verificar la calidad del mantenimiento de trenes llevado a cabo por Erion, empresa que participa junto a Stadler

Junto a este contratiempo se ha registrado el de un tren parado por avería en la localidad toledana de Torrijos, que acumuló cuatro horas de retraso a la espera de una locomotora de auxilio. También se dieron la cancelación de un servicio entre Badajoz y Madrid, cuyos viajeros tuvieron que ser trasladados por carretera, y la sustitución de un tren de la línea Cáceres-Sevilla también por avería.

Situación de urgencia

Desde la Junta se habla de las destituciones como “depuración de responsabilidades” después de que la consejera de Medio Ambiente, Begoña García Bernal, pidiera por carta medidas urgentes al presidente de Renfe. Más allá del relevo de los dos gerentes se demandan medidas complementarias para mejorar el servicio y mantenimiento de los trenes.

Renfe fulmina a dos gerentes por los trenes que se quedaron 'tirados' entre Madrid y Extremadura

"Renfe pide disculpas a los viajeros por las incidencias de este fin de semana en Extremadura y toma medidas con el fin de mejorar el servicio", ha señalado la empresa pública a través de un mensaje en su cuenta de Twitter. 

Para este 22 de octubre está fijada una reunión del Pacto Social y Político por el Ferrocarril en el que se abordará la situación de los servicios de Renfe que prestan servicio a Extremadura. Entretanto, el presidente Fernández Vara reconoce en declaraciones recogidas por Europa Press que "se empiezan a asumir responsabilidades", pero advierte que los ceses no compensan lo ocurrido, algo que ha calificado de "puñetera vergüenza".

También ha utilizado Twitter el portavoz del Grupo Socialista en la Comisión de Fomento del Congreso de los Diputados, César Ramos, quien ha aplaudido el cese por parte de Renfe del gerente del servicio en Extremadura y "que la junta haya tomado la iniciativa, después de la vergüenza de este fin de semana. Seguiremos reivindicando lo que es justo para esta tierra que tantas veces ha sido maltratada", ha expresado en su última entrada este diputado extremeño.

Normas