Casi 2.000 empleados de Cepsa abren cuenta en Santander para comprar con descuento en el debut

Los trabajadores no pagarán ningún tipo de comisión a la entidad

Las peticiones deben ser de 1.000 a 50.000 euros y la petrolera concederá todo el importe

Ana Botín, presidenta de Santander.
Ana Botín, presidenta de Santander.

La salida a Bolsa de Cepsa no es en puridad una Oferta Pública de Venta (OPV), puesto que carece de tramo para el gran público, pero sí pueden acudir sus 7.615 empleados con más de un año de antigüedad que tengan su residencia fiscal en España.

De los bancos colocadores, solo Santander se encarga del tramo de los empleados, que han tenido que abrirse una cuenta en esta entidad, sin ningún tipo de coste. El folleto desvela que 1.987 trabajadores han llevado a cabo este trámite, pero esto no quiere decir que todos vayan a acudir al estreno. Para ellos se ha reservado el 0,4% de la oferta inicial de 133,7 millones de acciones. Tendrán absoluta preferencia en sus peticiones, que pueden ir de los 1.000 a los 50.000 euros.

En el caso, imposible en la práctica, de que esos casi 2.000 empleados decidan comprar por el máximo, recibirían 6,58 millones de títulos, equivalentes al 1,22% del capital de Cepsa. Si se necesitan más acciones de las 535.149 reservadas para la plantilla se restarán de los institucionales. La ventaja está en el descuento del 10% al que comprarán las acciones, siempre que se las queden al menos 180 días (periodo de lock up, en la jerga).

Rothschild es el jefe de los asesores, con Bank of America Merrill Lynch, Santander, Citi y Morgan Stanley como coordinadores de la salida a Bolsa, y con los despachos Clifford Chance y Allen & Overy en la parte legal– han optado por permitir que el 76% de sus casi 10.000 empleados puedan comprar. Finalmente, solo el 26% de los 7.600 que tenían la posibilidad han hecho los trámites necesarios para acudir. El resto ya no podrá hacerlo: tuvieron del 17 al 29 de septiembre para abrir la cuenta.

Además de los coordinadores globales, tambien participan en la operación Barclays, BNP Paribas, First Abu Dhabi Bank, Société Générale, UBS, en un segundo escalón, y BBVA y CaixaBank, en un tercero.

Es la primera colocación con un tramo para empleados desde la de Aena en 2015, como publicó CincoDías el pasado 7 de septiembre.

Normas