Telefónica eleva un 114% sus accesos mayoristas de fibra y llega a 1,15 millones

Los acuerdos con competidores como Vodafone y Orange aceleran el crecimiento

La teleco cree que se ha evitado el exceso de fibra

Fibra Ampliar foto

La transición del cobre a la fibra óptica se acelera en el mercado español de las telecomunicaciones. Telefónica cerró el primer semestre del año con un parque total de 1,15 millones de accesos de fibra mayorista en el mercado español, un 114% que a la conclusión del mismo periodo del ejercicio anterior, cuando sumaba 539.700 accesos. La penetración de la fibra mayorista avanzó en el segundo trimestre, al incorporar 163.000 altas netas en este ámbito.

Según fuentes del sector, este aumento es consecuencia de la decisión extendida de los competidores de Telefónica de sustituir la planta de cobre contratada bajo la vía mayorista por fibra óptica. Estas compañías ofrecen sus productos minoristas con la fibra como reclamo y cada vez es más popular optar por esta tecnología de nueva generación que por el bucle o el cable, con lo que necesitan apoyarse más en Telefónica.

En este sentido, los acuerdos mayoristas establecidos por la operadora que preside José María Álvarez-Pallete con rivales como Vodafone en 2017 y Orange en 2018 han contribuido a impulsar esta tecnología. A su vez, MásMóvil abrió la pasada primavera la red de Telefónica para ofrecer servicios de fibra.

En la conference call que siguió a la presentación de las cuentas del primer semestre, el consejero delegado de Telefónica, Ángel Vilá, destacó que los acuerdos con otros operadores han ayudado a evitar lo que mucha gente temía, “el riesgo de una potencial sobreconstrucción de fibra en España”.

Precios

El directivo destacó que los precios mayoristas en las zonas reguladas ya han sido establecidos, situándose algunos puntos por encima de las previsiones iniciales. En su opinión, el precio permite combinar la generación de ingresos mayoristas con una oferta minorista competitiva.

Con respecto a las zonas competitivas, estas se extienden en la actualidad a 66 ciudades, si bien deben ser revisadas cada cuatro años. Pallete indicó que la próxima revisión debería realizarse dentro un año y medio. “Según nuestros cálculos, en la actualidad hay 250 ciudades que deberían estar incluidas. Por tanto, creemos que las zonas competitivas deberían expandirse de forma significativa en la próxima revisión regulatoria”, dijo ante los inversores.

En términos financieros, el crecimiento de los ingresos mayoristas de fibra ha podido compensar en parte el impacto que la migración de los clientes móviles de Yoigo y la reducción de la tarifa regulada de interconexión móvil han tenido en este negocio. Así, los ingresos mayoristas totales en el segundo trimestre se situaron en 529 millones de euros, un 4,4% menos interanual.

En relación a la cobertura, Telefónica cerró junio con 20,2 millones de unidades inmobiliarias pasadas con su red de fibra hasta el hogar, con 540.000 nuevas en el segundo trimestre (el objetivo de la teleco es alcanzar una cobertura total de fibra en 2022). El uptake de clientes conectados aumentó al 24% (18% minorista y 6% mayorista).

Petición en Reino Unido

José María Alvarez-Pallete, presidente de Telefónica, ha reclamado a Reino Unido que amplía la instalación de fibra óptica en el país con el fin de evitar la creación de “cuellos de botella” que puedan paralizar la futura revolución tecnológica. En su opinión, Reino Unido debe ponerse al día.

En una entrevista en el periódico The Times días atrás, el directivo recordó que en España hay más fibra óptica extendida que en Reino Unido, Francia, Alemania y Portugal juntos, con un ratio de penetración del 70%, frente a solo el 3% existente en el país. España es el tercer país de la OCDE en penetración de fibra óptica, solo por detrás de Japón y Corea del Sur.

Normas