Qué esperan los analistas de los resultados de Santander, BBVA, CaixaBank y Bankia

Los mínimos del euríbor y la cartera de deuda lastran las cifras

Los expertos prevén un trimestre débil

Qué esperan los analistas de los resultados de Santander, BBVA, CaixaBank y Bankia

Los bajos tipos de interés continúan lastrando los resultados y la cotización de la banca. Las entidades sufren por “la gestión del negocio en un entorno en el que el euríbor no se recupera”, afirma Nuria Álvarez, analista de Renta 4. La experta corrobora cómo la generación de ingresos está cada vez más estrangulada y más ahora que la reducción del pasivo está llegando a su fin.

A una semana de que publiquen sus resultados, el pesimismo es la tendencia imperante. Si alguien aguardaba a las cifras del segundo trimestre para reflotar el ánimo de los inversores y alentar la recuperación del sector, parece que habrá que esperar, pues el trimestre será débil.

Credit Suisse prevé unos resultados desordenados, con impacto en los niveles de capital y en las cuentas de resultados, compaginando con una buena evolución de los ingresos básicos. Por su parte, UBS, que el miércoles siguió los pasos de su competidor recorta los precios objetivos y estimaciones de la banca española. Asimismo, y aunque todavía no está diseñado el impuesto a la banca, creen que podría penalizar entre un 2% y un 10% los beneficios.

Gonzalo López Eguiguren, analista de Mirabaud Securities en España estima que las ganancias caigan un 40%, afectadas por la menor contribución del resultado de las operaciones financieras –descenderán un 60% respecto al trimestre anterior por la evolución de la deuda pública– y las aportaciones de 600 millones al fondo único de resolución. Como nota positiva prevén que los ingresos aumenten. Desde la firma defienden que el margen de intereses ya ha tocado suelos (crecerá un 0,2%) y las comisiones apoyan la cifras (+2,6%).

En este contexto tanto Mirabaud como Renta 4 escogen a Liberbank como el banco que mejor desempeño registrará. Después de un 2017 delicado, Nuria Álvarez prevé un alza del margen de intereses del 11% en términos interanuales (111 millones) en línea con el consenso. “Las comisiones netas estarán apoyadas por comisiones no recurrentes por valor de 5.000 gracias a la alianza con EVO Payments”, afirma. En lo que a margen bruto respecta, Álvarez calcula un crecimiento del 7% en el segundo trimestre. Los responsables de la entidad “deberían reiterar su guía de crecimiento del margen de intereses del 10% en 2018 y el objetivo de reducción en un 15% de los activos problemáticos”, añade.

En el lado opuesto se situaría Bankia. Desde Renta 4 defienden que la entidad seguirá sin lograr la recuperación del margen de intereses en comparativa trimestral por la venta de carteras y un euríbor en mínimos. La parte positiva vendrá de la mano de la buena evolución del coste de riesgo, siguiendo el objetivo de 24 puntos básicos.

Álvarez prevé un crecimiento del margen de intereses del 1% para CaixaBank y una recuperación de las comisiones del 1,3% gracias a la amortización anticipada de deuda subordinada –superaría la guía de 250 millones para 2018– y la contabilización del dividendo de Telefónica. Por contra, la parte baja de la cuenta de resultados estaría penalizada por el impacto de 200 millones derivados de la compra del 51% de Sevihabitat, operación supondrá un consumo de capital del 15 puntos básicos.

Los resultados de BBVA se verán lastrados por la depreciación del peso mexicano (13%), el dólar (8%) y la lira turca (32%). En Turquía el foco estará puesto en el coste de riesgo que un trimestre más se situaría por encima del objetivo de la entidad.

Santander aflorará 300 millones por el reconocimiento de los costes de reestructuración de Popular. Álvarez espera que el resultado de operaciones financieras caiga un 40% en comparación con el primer trimestre y la contribución del resto de ingresos, un 38%.

La lista la completan Bankinter, para el que la se espera que la evolución de los volúmenes le deberán permitir mantener el objetivo de crecimiento de 2018%, y Sabadell. Este último sufrirá el impacto de los problemas de implementación de la plataforma tecnológica de su filial británica TSB.

Normas