Sánchez elimina la oficina económica de Moncloa y crea un comisionado para el desarrollo sostenible

Publica en el BOE la nueva estructura de Presidencia, donde habrá una dirección de análisis y estudios

Crea el Alto Comisionado para la lucha contra la pobreza infantil

Imagen del primer Consejo de Ministros del Gobierno de Sánchez.
Imagen del primer Consejo de Ministros del Gobierno de Sánchez.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha suprimido la Oficina Económica de Presidencia del Gobierno, pero contará con un Departamento de Asuntos Económicos que dependerá directamente del director adjunto del Gabinete de Presidencia del Gobierno, según el Real Decreto de reestructuración de Presidencia del Gobierno publicado este martes en el Boletín Oficial del Estado (BOE).

El Departamento de Asuntos Económicos, cuyo titular será Manuel de la Rocha con rango de director general, tendrá a su vez dos unidades: la de Políticas Macroeconómicas y Financieras y la de Políticas Sociolaborales. Estas unidades contarán con nivel orgánico de Subdirección General.

Tras esta reestructuración desaparecen, además de la Oficina Económica de Presidencia del Gobierno, la dirección general de la Secretaría Técnica de la Comisión Delegada para Asuntos Económicos y la Dirección General de Políticas Financieras, Macroeconómicas y Laborales.

El BOE publica también la incorporación al equipo de Presidencia del Alto Comisionado para la Agenda 2030 de Naciones Unidas y del Alto Comisionado para la lucha contra la pobreza infantil, y la desaparición de la Oficina Económica de Moncloa. El Alto Comisionado para la Agenda 2030, con rango de Subsecretario, "se encargará de la coordinación de actuaciones para el cumplimiento" de los objetivos de Naciones Unidas de desarrollo sostenible.

Para ello, se le encomienda "realizar el seguimiento de las actuaciones de los órganos competentes de la Administración General del Estado" para el cumplimiento de esas metas, "impulsar la elaboración y desarrollo de los planes y estrategias necesarios" para que España las alcance, "evaluar, verificar y difundir el grado de avance en el cumplimiento de los objetivos".

En paralelo se crea el Alto Comisionado para la lucha contra la pobreza infantil. Este organismo, bajo la dependencia directa de Sánchez, "se encargará de la coordinación de actuaciones dirigidas a luchar contra la desigualdad y la pobreza infantil". En concreto, se prevé que estableza instrumentos de planificación, seguimiento y evaluación de políticas públicas, que proponga medidas a los distintos ministerios y que impulse la actuación del Estado en este ámbito.

Normas