Una estrategia de alianzas para crecer en el mercado de los servicios digitales

El acuerdo entre Telefónica y Amazon tiene como punto de mira los clientes corporativos de la operadora

La velocidad con la que la economía digital crece y se diversifica afecta a todos los ámbitos de actividad y a todo tipo de empresas, empezando por la de su sector de origen: las compañías de telecomunicaciones y los gigantes de internet. La inmediatez con la que los servicios digitales avanzan y las demandas de los clientes, cada vez más exigentes y especializadas, están transformando especialmente el escenario de actividad de las operadoras tradicionales. No en vano, la caída del consumo durante los años de la crisis, las guerras de precios y la entrada en escena de nuevos actores con productos y prestaciones también nuevos han generado una fuerte disminución en los ingresos por los servicios tradicionales de telefonía fija y móvil y obligado a las operadoras a transformarse, pero también a buscar acuerdos para captar nuevo negocio.

En ese contexto hay que entender la alianza estratégica que Telefónica ha cerrado con Amazon con el objetivo de crecer en el negocio cloud en el mundo corporativo. Un acuerdo pensado para impulsar la adopción y uso de los servicios basados en la nube en las empresas, además de facilitar el propio proceso de transformación digital de las compañías. Con la atención puesta en sus clientes en Europa y Latinoamérica, Telefónica incluirá Amazon Web Services (AWS) en su oferta multi-cloud para el segmento corporativo, lo que le permitirá ampliar considerablemente los servicios que venía ofertando en este ámbito tanto para empresas grandes como para pymes. Amazon, por su parte, se beneficiará de la potente red de la operadora y podrá ampliar la presencia de su AWS en Europa y especialmente en Latinoamérica, donde la penetración de estos servicios es más baja.

La apuesta de Telefónica por la nube ha dejado de ser una estrategia de futuro para convertirse en una realidad. La alianza con Amazon, que se suma a la que la operadora firmó el pasado marzo con Microsoft para ofrecer los servicios de Azure, es un paso fundamental dentro de un modelo de crecimiento flexible y sostenible, pero también fuertemente estratégico.

Normas