Bizum duplicará hasta los mil euros el importe para realizar transferencias entre clientes

Prevé llegar este año a 2,5 millones de clientes e incorporar el pago para ‘ecomerce’

Deutsche Bank y varias ONG se han unido ya a la firma

bizum

Bizum, el sistema de pagos por móvil puesto en marcha por la banca española, ha alcanzado ya 1.331.000 clientes (cifra ligeramente por debajo del objetivo inicial) tras casi un año y medio desde su puesta en marcha en octubre de 2016, y prevé llegar a 2,5 millones de usuarios a finales de este año. También aspira conseguir sus primeros beneficios al cierre del ejercicio, explica su director general Ángel Nigorra.

Pero al margen de las previsiones, esta plataforma de pago entre clientes espera anunciar en los próximos meses algunas novedades, coincidiendo con los avances de la banca española en medios de pago. Así, en junio tiene decidido ampliar a 1.000 euros el máximo que pueda enviarse en una transferencia inmediata entre clientes, lo que supone duplicar la cifra actual que tiene un tope de 500 euros (los envíos son de 0,5 céntimos a 500 euros).

“La media por transferencia está entre 55 a 60 euros, pero según una encuesta de mercado que hemos realizado, el usuario reclamaba que se ampliase el máximo a 1.000 euros, y así lo vamos a hacer”, explica Nigorra. Esta plataforma de pagos inmediatos nacional también aspira a implantar en los próximos meses el pago en el comercio electrónico, una asignatura pendiente cuyas pruebas pilotos con 200 usuarios y 10 comercios lleva ya realizándose desde finales de 2017 con buenos resultados, añade Nigorra.

“El objetivo es lanzarlo después del verano”, anuncia. Tras esta experiencia darán paso al pago en comercios tradicionales, cuando haya una masa crítica de clientes para impulsar este servicio.

El perfil del cliente de Bizum son personas de 24 a 45 años; se utliza, sobre todo, entre familiares y amigos

Aunque inicialmente cada una de las entidades que participan en Bizum (el 96% del sector financiero) es libre de cobrar comisiones, de momento, en este año y medio de vida de la plataforma ningún banco ha optado por cobrar por esta operativa, en la que el sector ha invertido 100 millones de euros en tecnología, aunque una parte de estos gastos ya habían sido desembolsados antes de su creación.

Colaboración con Amazon, Google o Facebook

El problema o la mayor competencia viene, según Ángel Nigorra, de los gigantes tecnológicos como Amazon, Google, Facebrook. “Algún día empezarán a meterse en el mundo de la banca y serán fuertes competidores.

De cualquier forma, Bizum está encantado de colaborar con ellos y de abrir nuestros servicios a terceros”, señala. De momento, Bizum también ha abierto sus servicios a ONGs.

En la agenda está también que Bizum pueda extender su operativa al resto de Europa. Nigorra considera “una oportunidad” la nueva directiva PSD2 (entró en vigor en enero) y que permite a las entidades añadir datos de terceros.

En enero se incorporó a Bizum uno de los bancos que todavía no estaban presentes en este servicio, Deutsche Bank. Fuera, sin embargo, se mantiene ING que, pese a ser invitado a que participe, parece más decidido a seguir en solitario con su servicio Twyp.

Los objetivos de Bizum para este año son, además de alcanzar 2,5 millones de clientes, llegar a los 450 millones de euros en transferencias (ahora, 300 millones), y sumar 8,5 millones de operaciones, frente a los 5,2 millones actuales.

La guerra de los cajeros, con el cobro de comisiones por parte de algunos bancos a los no clientes por sacar efectivo de sus terminales automáticos ha beneficiado a la operativa de Bizum, reconoce este ejecutivo, que pese a las nuevas aplicaciones de pago de la banca y de las Fintech, no cree que el efectivo vaya a desaparecer en mucho tiempo.

El perfil del cliente de Bizum son personas de 24 a 45 años, y, dentro de éstos, la franja más destacada es la de 35 a 44 años, que representa un 35%, aunque también lo son las de los usuarios de entre 25 y 34 años (22%) y la de entre 45 y 54 años (22%).

El servicio se utiliza principalmente entre familiares y amigos, sobre todo para hacer pagos a medias (60%), además de regalos en común (20%) y pagos de compras de segunda mano o viajes en grupo (20%).

Normas