El 72% de proveedores tiene clientes que imponen plazos ilegales de pago

El miedo a perder el cliente y el desconocimiento del sistema de reclamación son los principales motivos por los que no se exige la indemnización ante retrasos en los pagos.

plazos pago empresas

La Plataforma Multisectorial contra la Morosidad ha elaborado un informe del que se extrae que durante el pasado año más del 70% de los proveedores tuvo contratos o acuerdos comerciales con clientes que les imponían plazos de pago por encima de lo legalmente establecido.

Los impagos son uno de los principales problemas de los profesionales autónomos y de las pymes españolas, que a menudo tienen que responder ante Hacienda por impuestos correspondientes a facturas todavía no han sido cobradas. Según la Ley 3/2004 los plazos de pago deben ser inferiores a 60 días, pero tan solo el 28% lo cumple.

El sector público también es moroso

En España, el plazo medio de pago a los proveedores se sitúa en 77 días. En el caso del sector público, la media está en 65 días, siendo 30 días el plazo máximo que exige la ley a las administraciones. Así las cosas, y a pesar de haberse reducido la media con respecto a 2016 en un 8,4%, la morosidad del sector público en España duplica lo establecido por la ley.

No obstante, el estudio señala que el 92% de los proveedores no exigieron la indemnización legal por costes de recobro en caso de retraso o impago. De ellos, más del 80% no lo ha hecho nunca o casi nunca. El miedo a perder el cliente y el desconocimiento del sistema de reclamación se erigen en los principales motivos.

Desde la Plataforma Multisectorial contra la Morosidad también se destaca el hecho de que por cuarto año consecutivo el sector público ha presentado un mejor comportamiento que el privado en cuanto a pagos. El sector privado sigue sin registrar mejora alguna en este aspecto. No obstante, y en palabras de su presidente, Antoni Cañete, aseguran que “de aprobarse e implementarse correctamente” el régimen sancionador, el año que viene los plazos medios de pago de las empresas “se reducirán notablemente”.

Otro dato relevante es que el ratio de morosidad (porcentaje de impagos respecto al total de facturación) se ha cifrado en el 2,4%, lo que se traduce en un ligero aumento del 0,1 en puntos porcentuales con respecto al año 2016.

El estudio de la PMcM se ha elaborado a partir de más de 700 encuestas realizadas a sus organizaciones asociadas y ajenas.

Normas