El libro que defiende que sí hay una clara burbuja emprendedora

Expertos economistas alertan sobre los peligros de emprender sin un plan de negocio a largo plazo. Lo denuncian en un libro con casos reales

burbuja emprendimiento

‘La Burbuja Emprendedora’ es el título del libro publicado por Ediciones Vulcano y elaborado por los economistas Javier García y Enrique González donde hablan de los 12 fundamentos prácticos que debe tener un emprendedor a la hora de poner en marcha una empresa y que genere frutos a medio y largo plazo. Los autores decidieron crear este manual porque, como argumentan en declaraciones a EFE, “existe una clara burbuja emprendedora que puede estallar”.

El monográfico habla de lo bueno y lo malo que supone generar nuevos negocios a través de casos de éxito ocurridos en los últimos años en España, en contrapartida con otros ejemplos de grandes inversiones de capitales que se han realizado con la misma intención pero que han resultado “un rotundo fracaso”, comenta García.

El problema de esta situación, en la que el libro hace especial hincapié, es que “se ha impulsado a emprender a profesionales muy jóvenes, sin experiencia, y se ha enfocado la creación de empresas como recurso ante el desempleo, lo cual dificulta que tengan éxito”. En declaraciones a EFE, García argumenta que se ha simplificado “la actividad de emprender en cómo conseguir dinero y no en cómo conseguir clientes”.

Pero, ¿cuál es el origen de esta euforia por crear pymes? Según el experto, se debe a la destrucción de puestos de trabajo asociada a crisis económica de la última década. Pero la conciencia colectiva peca de un gran error: “es una falacia pensar que una empresa de 200 empleados se sustituye por 200 emprendedores”, ha sentenciado García. Este economista resalta que, en la actualidad, el índice de mortalidad en los primeros años de las empresas es del 80%, es decir que los nuevos negocios apenas perduran en el tiempo.

Miedo a emprender

‘La Burbuja emprendedora’ establece dos objetivos claros a seguir para que una idea de negocio perdure en el tiempo desde que empieza a funcionar. Éstos tienen que ver con “tener en cuenta siempre la tesorería”; es decir la caja real de que se dispone para hacer todas las operaciones financieras necesarias en el día a día; y “valorar la incertidumbre” a la hora de tomar cualquier decisión a medio y largo plazo. Siguiendo estas dos máximas, los expertos creen que el previsible ‘pinchazo’ de la cultura emprendedora que auguran podría evitarse, y con ello sus vastas consecuencias negativas. La más grave tendría que ver con que “si esta burbuja pincha desarrollaríamos el miedo a emprender, a crear negocios, y pasaríamos al lado opuesto (…) Si entramos en una fase de pesimismo por parte de los emprendedores, entonces sí que sería un problema complejo”, advierte García, quien aboga por “un emprendimiento responsable”.

Normas