¿En qué países se reparten los dividendos más jugosos?

Los dividendos mundiales se dispararon el tercer trimestre un 14,5%, hasta los 328.100 millones de dólares

España, el país de Europa más generoso en ese periodo

dividendos Ampliar foto

La retribución al accionista vive su particular época dorada. Los dividendos mundiales se dispararon el tercer trimestre un 14,5%, hasta los 328.100 millones de dólares (278.720 millones de euros), según datos de Janus Henderson. Estas cifras evidencian la tasa de crecimiento más acelerada de los últimos tres años y supone un nuevo récord en el reparto de dividendos. Teniendo en cuenta que el tercer trimestre es uno de los más flojos en la retribución al accionista, no sería descartable que al cierre del ejercio la entrega de bata nuevos máximos. En términos subyacentes el crecimiento alcanzó el 8,4%.

Por regiones, Norteamérica sigue siendo la estrella indiscutible con 119.600 millones de dólares (101.621 millones de euros millones de euros) un aumento a ritmo acelerado del 10,2%. “Se trata del crecimiento más fuerte desde 2015”. Esto fue posible sobre todo por el tirón de los dividendos estadounidenses, que registraron un alza del 9,2% interanual, hasta los 109.900 millones de dólares (86.589 millones de euros millones de euros). “Todos los sectores aumentaron su reparto con aeroespacial y defensa a la cabeza gracias al dividendo extraordinario de Trangsdim”, apuntan. Los bancos, que empiezan a tomar distancia de la crisis financiera, lo celebran con repartos más generosos. En concreto, el sector elevó un 20% los importes con Bank of America y Citigroup como principales protagonistas. No obstante, siguen siendo JP Morgan Chase y Wells Fargo los que más beneficio reparten entre sus accionistas aunque el incremento del cupón haya sido en esta ocasión escaso.

En Canadá se distribuyeron 9.700 millones (8.241 millones de euros millones de euros). Aunque el importe es mucho más discreto, este supone un repunte del 23,1% gracias al empujón dado por las empresas de recursos naturales. “El aumento del petróleo y las materias primas hizo que el dólar canadiense batiera al estadounidense frente al tercer trimestre de 2016”, explican.

A Norteamérica le sigue a cierta distancia Asia Pacífico con 69.600 millones (59.123 millones de euros). Es decir, un alza del 36,2%. Detrás de estos números están nuevos récords de remuneración al accionista de Australia, Hong Kong y Taiwan. En Australia (aumento del 17%, hasta los 22.800 millones de dólares) los grandes beneficiados fueron los accionistas de la compañía de suministros públicos AGL, la inmobiliaria Goodman, los grandes grupos mineros Río Tinto y BHP Pabillion y Woodside Petroleum.

En Hong Kong China Mobile representó la mitad del crecimiento general de los repartos de la región con un cupón extraordinario 8.400 millones (7.139 millones de euros), el pago único más elevado del tercer trimestre. Utility Power Assets entregó un dividendo extraordinario de 2.000 (1.700 millones millones de euros), un importe que supera en 10 veces la cantidad habitual. En Taiwan las firmas más destacadas son Taiwan Semiconductor Manufacturing Comany, que ha subido la retribución al accionista un 133% en los últimos tres años y las cotizadas Nan Ya Plastics, Formosa Chemical y Formosa Plastic.

En los mercados emergentes el alza fue del 6%, hasta los 48.700 millones (41.412 millones de euros). Este incremento responde en gran medida a China que en el tercer trimestre abona el 90% de los dividendos. Los pagos de las firmas petroleras fueron los más significativos con Petrochina como principal representante. Mientras en el sector de la distribución se registraron caídas del -0,2% en el financiero se produjeron subidas del 2,2%. La mejora de los mercados de las materias primas ayudaron a impulsar un 11,9% los pagos en rusos, mientras que en Brasil los aumentos (9,9%) vinieron de la mano de la cervecera Ambev y a la empresa de software Cielo.

España, el más generoso en el tercer trimestre

Durante el tercer trimestre del año, la remuneración al accionista en Europa mejoró un 7,8% en tasa general hasta los 18.800 millones de dólares (15.938,3 millones de euros) impulsados por la apreciación del euro y por Enel en Italia, que ha pasado a realizar distribuciones semestrales.

Por países, España lidera el ranking de los mayores desembolsos en este período al repartir dividendos por valor de 6.500 millones de dólares (5.510,58 millones de euros), según los datos recogidos en el informe de Janus Henderson. El segundo puesto es para Holanda, con 3.800 millones de dólares (3.221,57 millones de euros) mientras que el tercer puesto lo ocupan las cotizadas italianas, con cerca de 3.000 millones (2.543,35 millones de euros), concretamente 2.800 millones de euros (2.373,79 millones de euros).

La explicación a este fenómeno es puramente estacional y es que como se recoge entre las conclusiones del estudio, “la mayoría de las empresas realizan un único pago anual entre abril y junio, por lo que el tercer trimestre solo representa uno de cada doce dólares distribuidos al año”. No obstante, en España los dividendos son mucho menos estacionales que en el resto de países del Viejo Continente con Santander y Repsol son los casos más llamativos.

Por su parte, los dividendos británicos quedaron notablemente rezagados frente a los del resto del mundo durante el año pasado a causa tanto de la depreciación de la libra tras el voto a favor del brexit como de una oleada de recortes y cancelaciones de dividendos de algunas de las empresas cotizadas más importantes del Reino Unido, sobre todo en el sector minero.

Japón fue la única región en la que los dividendos registraron caídas, unos descensos limitados del 2%, hasta los 4.800 millones de dólares (4.082 millones de euros). No obstante, el crecimiento subyacente alcanzó el 6,1% tras tener en cuenta el desplome del yen.

Normas