Taxi lillium

Una startup alemana buscar convertirse en el “Uber” de los taxis voladores

Apostará por un servicio de uso compartido por los usuarios

Siempre decimos lo mismo, pero es la verdad, en la próxima década vamos a asistir a una completa revolución del transporte individual y colectivo. Y los taxis voladores y autónomos son una parte de esa revolución, a la que ya se están sumando muchas empresas que buscan posicionarse en un mercado que como es obvio aún es virgen. Pues bien, la startup alemana Lillium busca hacerse un hueco en este mercado con un servicio de taxis voladores compartidos. La startup acaba de recibir una inyección de 90 millones de dólares provenientes del cofundador de Skype, la tecnológica china Tencent y uno de los cofundadores de Twitter.

El objetivo es ser una alternativa al taxi

Según la propia compañía, buscan convertiste en una alternativa real a los taxis en las ciudades. Sus aeronaves de dos pasajeros, que ahora se están probando con cinco, pueden volar a velocidades de 300 km/h durante una hora con una sola carga.

La clave para la compañía y para que el servicio sea accesible para la mayoría de ciudadanos, es que el transporte sea compartido. La compañía prevé aún algunos años por delante hasta que pueda comercializar sus taxis voladores, sobre todo por los problemas de homologación y diferentes certificaciones.

Normas
Entra en EL PAÍS