La OPV de Carrefour en Brasil refleja la creciente confianza en el país

Puede ser el año más ajetreado en cuanto a salidas a Bolsa desde 2013

El ritmo de recuperación es suave, y poner precios razonables es clave

Carritos de Carrefour en Sao Paulo (Brasil).
Carritos de Carrefour en Sao Paulo (Brasil).

La división brasileña de Carrefour ha captado 1.400 millones de euros en la mayor OPV del país en cuatro años. El aumento de este tipo de operaciones sugiere una creciente confianza en la mayor economía de Lationamérica. Pero el ritmo de recuperación es suave, y poner precios razonables es clave.

El precio de las acciones se situó en el extremo inferior del rango sugerido y el monto recaudado fue un poco menor de los 1.500 millones de euros que habría deseado Carrefour. Los inversores pueden haber pensado que no merece cotizar con una gran prima respecto a su rival GPA. La farmacéutica colombiana Biotoscana, por su parte, debe fijar hoy un precio para su OPV de certificados de depósito brasileños. Es la semana más intensa en cuanto a OPV en Brasil desde febrero, y puede ser el año más ajetreado desde 2013.

La economía se está recuperando lentamente después de dos años de profunda recesión. Se prevé que el PIB crezca en torno al 0,3% este año tras haberse contraído rápidamente en 2015 y 2016. El presidente, Michel Temer, ha adoptado políticas favorables a las empresas en el año que lleva en el cargo. A pesar de que se enfrenta a acusaciones de corrupción y de que su crucial reforma del costoso sistema de pensiones está estancada, están saliendo adelante cambios más modestos de las leyes laborales, por ejemplo. Si Temer cayera, el hombre que asumiría el poder al menos al principio, el presidente de la Cámara de Diputados, Rodrigo Maia, respalda sus reformas.

El índice Bovespa de Sao Paulo ha subido casi un 9% este año, y casi un 75% desde su mínimo de 2016. A medida que el crecimiento vuelve y la confianza de las empresas se recupera, podría haber entre 15 y 20 OPV más de empresas locales en 2017, según el operador bursátil del país, B3.

La aerolínea Azul, la firma de diagnóstico médico Hermes Pardini y la de alquiler de coches Movida ya han salido a Bolsa este año, mientras que planean hacerlo Tivit, proveedora de TI; la mayor reaseguradora del país, IRB Brasil; NotreDame Intermedica; y Omega Geraçao, de energías renovables. Es un voto de confianza por parte de empresas e inversores que Brasil no ha visto en años.

Los autores son columnistas de Reuters Breakingviews. Las opiniones son suyas. La traducción, de Carlos Gómez Abajo, es responsabilidad de Cinco Días.

Normas