El petróleo recupera un 2% ante los rumores de una nueva reunión de la OPEP

El mercado prevé que EE UU vuelva a reducir los inventarios esta semana

Espera que el cartel profundice los recortes

El Brent, en la sesión.
El Brent, en la sesión. Reuters

Después de que el crudo se dejase la semana pasada un 4,5%, es el turno de la OPEP de mover ficha. Los miembros del cartel empiezan a ver cómo la extensión del recorte no será suficiente para equilibrar la oferta y la demanda e impulsar los precios al alza. El mercado le reclama que los recortes sean de mayor intensidad y tras la sola insinuación de que así será, el Brent sube más de un 2% para alejarse de los mínimos de siete meses que marcó hace cinco jornadas.

La atención se centra en el próximo 24 de julio. En esta fecha se reunirán en Rusia los cinco delegados de la OPEP —más Arabia Saudí, que ejerce de presidente— encargados de seguir el grado de cumplimiento del último pacto de recorte de la producción en 1,2 millones de barriles al día. Es el día en que el mercado espera que se abra la puerta a una reunión extraordinaria donde se discutan recortes adicionales, tal y como reclamó el ministro iraní de Energía la semana pasada.

Sin embargo, los rumores circulan en ambos sentidos. Según ha asegurado uno de esos delegados a la agencia Reuters, la OPEP no baraja una extensión de los recortes por el momento. Ha afirmado que valorará la medida, aunque sin prisas.

Los mercados han empezado el martes a descontar un nuevo descenso en la producción de crudo en EE UU. Prevén que los inventarios en el país confirmen una tendencia a la baja desde los máximos de la semana del 31 de marzo. Entonces se situaban en 535 millones y, según las previsiones, habrán caído en 26 millones. Algo que no será óbice para que los stocks se sitúen 100 millones de barriles por encima que hace un año.

La primera potencia mundial ha sido el país que más ha contribuido a minar el impacto de las decisiones de la OPEP sobre el mercado del crudo. Por detrás, otros países como Libia han desempeñado un papel relevante. Al contrario de lo que se prevé que anuncie el miércoles la Agencia Estadounidense de la Energía, LIbia volverá a situar la producción del país en máximos de cuatro años tras incrementarla en 900.000 barriles al día.

 

Normas