¿Cómo son los nuevos incentivos para los autónomos?

El colectivo de los autónomos está integrado por 3,2 millones de personas.

autonomos

El Congreso de los Diputados ha aprobado los cambios introducidos en la nueva Ley de Reformas Urgentes del Trabajo Autónomo. Estos tienen como objetivo mejorar las condiciones de Seguridad Social y laborales de este colectivo, que está integrado por 3,2 millones de personas.

Una de las novedades más importantes, ya anunciado, es que se amplía de seis meses a un año la cotización de 50 euros a la Seguridad Social para los nuevos negocios. Según informa Europa Press, hasta la fecha su duración era de seis meses y, ahora, se podrá retomar dos años después de haber interrumpido la actividad.

De igual modo, se confirma que los menores de 30 años y las mujeres de hasta 35 años podrán encadenar hasta tres años de bonificaciones de cotizaciones a la Seguridad Social, en función de la evolución y situación del negocio. Unas bonificaciones que serán compatibles con la contratación de asalariados.

En paralelo, se recibirán bonificaciones de cotizaciones para contratar a familiares de forma indefinida y se rebajan las cotizaciones sociales para favorecer la maternidad. En este sentido, la nueva normativa determina que las mujeres que se reincorporen a su trabajo tras la maternidad pagarán 50 euros mensuales durante un año a la Seguridad Social.

Otro punto destacado es que, a partir de ahora, existirá una mayor flexibilidad para darse de alta y de baja en la Seguridad Social. Así, los autónomos podrán llevar a cabo estos procedimientos hasta en tres ocasiones en un año manteniendo el derecho de empezar a pagar a partir del mismos día del mes que hacen el trámite administrativo.

En paralelo, la nueva normativa también establece más facilidades para el cambio de la base de cotización, pues a partir de ahora los autónomos podrán cambiar su base de cotización a la Seguridad Social hasta en cuatro ocasiones al año.

A su vez, aquellos autónomos que continúen trabajando después de cumplir la edad de jubilación, y tengan empleados, podrán hacer compatible su salario con la totalidad de la pensión. Asimismo, se establece que la base de cotización de los propietarios y directivos se desvincula del Salario Mínimo Interprofesional (SMI).

Por último, entre las novedades que introduce la normativa es subrayable que se reducen los recargos de la Seguridad Social por deudas durante el primer mes de retraso. En este sentido, se rebajará del 20% al 10% el recargo de la deuda por cotizaciones sociales durante el primer mes.

Normas
Entra en El País para participar