Logroño y Ecoembes ponen en marcha un laboratorio pionero en economía circular

En 2030 los ayuntamientos deberán reciclar el 65% de los residuos

Los expertos apuestan por la colaboración público-privada

De izquierda a derecha, Ramiro Aurín, consultor y presidente de Intercom Strategys; Cuca Gamarra, alcaldesa de Logroño; Jordi Payet, director general de Medio Ambiente de FCC; Ángel Hervella, director de Gestión Local y Autonómica de Ecoembes, y Vicente G. Olaya, redactor jefe de Local de El País.
De izquierda a derecha, Ramiro Aurín, consultor y presidente de Intercom Strategys; Cuca Gamarra, alcaldesa de Logroño; Jordi Payet, director general de Medio Ambiente de FCC; Ángel Hervella, director de Gestión Local y Autonómica de Ecoembes, y Vicente G. Olaya, redactor jefe de Local de El País.

Generamos media tonelada de basura por persona y año sumando los residuos domésticos y comerciales. En 2030 los ayuntamientos estarán obligados a reciclar el 65% de los residuos, el 75% de los envases y solo podrán llegar a los vertederos el 10% de las basuras generadas. El Ayuntamiento de Logroño quiere liderar ese proceso de transformación para que los productos, componentes y recursos en general mantengan su utilidad y valor en todo momento, y así contribuir a lograr un mundo con muchos menos residuos.

Ecoembes, la organización sin ánimo de lucro que se dedica a la recuperación de envases en toda España, ha elegido la ciudad y la comunidad, y ha puesto en marcha The Circular Lab, un laboratorio en el que investigar y desarrollar nuevas prácticas en el ámbito de los envases y así prolongar su vida más allá del primer uso. Un ejemplo de colaboración público-privada que monitoriza la UE y cuyos resultados se exportarán al resto de España y del Viejo Continente. “Las ciudades españolas estamos liderando ese cambio”, defendió la alcaldesa de Logroño, y vicepresidenta de la Federación Española de Municipios y Provincias, Cuca Gamarra, en un encuentro organizado ayer por El País, la Cadena SER y la FEMP como parte del ciclo Retos y estrategias del municipalismo.

Junto al consultor de Intercom Strategys, Ramiro Aurín, el director general de Medio Ambiente de FCC, Jordi Payet, y el responsable de la gestión local y autonómica de Ecoembes, Ángel Hervella, Gamarra explicó que esa ciudad deseada del futuro, comprometida con el medio ambiente y que recicla en base a los principios de la economía circular “está en camino” gracias, entre otros compromisos, a la colaboración público privada.

“La solución es un reto impresionante, y pasa por convertir el desperdicio en un recurso. Entender y desarrollar esto es el auténtico cambio de ciclo” apuntó Payet. La contratación pública supone el 20% del PIB, recordaron los ponentes para darle dimensión al efecto que podría tener en la reutilización de los residuos en base a una Ley de Contratos Públicos explotada al máximo.

“Lo que hacen en La Rioja será el futuro. Es la única posibilidad de sobrevivir”, describió Aurín. En su opinión, el concepto de vertedero está en extinción, y hay que profundizar en los principios de la economía circular. “Las ciudades deberán ser como estaciones espaciales autosuficientes”, describió tras asegurar que el reciclaje “es cuestión de supervivencia”.

Algunas claves de futuro

. El INE asegura que La Rioja es la comunidad autónoma con menor cantidad de recogida de residuos urbanos. Los expertos participantes en la jornada apostaron por aumentar las inversiones en I+D para mejorar los índices de reciclaje y desarrollar subproductos derivados de la basura.

. Dado que la contratación pública supone el 20% del PIB, otra de las propuestas que se puso en común es la de obligar a los contratistas a reutilizar los subproductos derivados de la basura en la obra pública. Sería una iniciativa que tendría un gran impacto global, dado el volumen de actividad que representa.

. Todos los ponentes se mostraron partidarios de la colaboración público-privada y una mayor complicidad de las Administraciones.

Normas