Viviendas vendidas al fondo Blackstone.
Viviendas vendidas al fondo Blackstone.

Carmena buscará la anulación de la venta de vivienda protegida al fondo Blackstone

La empresa municipal propone declarar nula la adjudicación

El Ayuntamiento de Madrid dará audiencia pública a todas las partes

La Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo (EMVS), dependiente del Ayuntamiento de Madrid, ha propuesto este viernes declarar nula la venta de 1.860 viviendas a la socimi Fidere (del fondo oportunista Blackstone) por 127,5 millones de euros, realizada en 2013 cuando gobernaba el PP.

El acuerdo para iniciar el procedimiento para pedir la nulidad de la venta de 18 promociones de viviendas de la EMVS ha sido adoptado hoy en una sesión extraordinaria del consejo de administración de la EMVS, al que ha acudido la delegada de Equidad, Derechos Sociales y Empleo, Marta Higueras.

La EMVS ha acordado elevar a la Junta de Gobierno del Ayuntamiento madrileño un informe jurídico en el que se propone la revisión de oficio por nulidad de la adjudicación de la venta de 18 promociones de vivienda protegida y otros inmuebles no vinculados a éstas, como garajes o locales.

El Ayuntamiento dará audiencia pública a todas las partes y se recabará un informe vinculante de la Comisión Jurídica Asesora de la Comunidad de Madrid.

“En definitiva, lo que se persigue es deshacer la operación del 2013, decretar la nulidad de la venta de los inmuebles a los fondos, porque no se siguió el procedimiento legalmente establecido al efecto, dándose cumplimiento a uno de los compromisos del actual Gobierno municipal”, dice el Ayuntamiento en una nota.

El Ayuntamiento de Madrid recuerda que hace unos meses la Cámara de Cuentas emitió un informe según el cual la venta de esas viviendas se hizo “sin establecimiento previo del valor de mercado del bien a enajenar, que se fijó por acuerdo negociado entre el comprador y el órgano de contratación y sin estudios o tasaciones previas que fijaran dichos valores”, como es preceptivo.

La EMVS dice que ha mantenido siempre que “la enajenación de estas 18 promociones ocasionó un grave quebranto al patrimonio municipal al ser evidente que -como recoge el informe de la Cámara- el importe de la venta fue muy inferior al de mercado”.

El informe, publicado el 30 de junio de 2016, dice que la EMVS vendió pisos en 2012 y 2013 prescindiendo de la aplicación de las instrucciones internas de contratación y vendió “sin la existencia de pliegos de condiciones” y “sin establecimiento previo del valor del mercado del bien a enajenar”.

Dicho informe analiza las operaciones de venta de 6.844 inmuebles con protección -de los que 2.956 son viviendas-, cuyo precio total ascendió a 261,88 millones.

De estas viviendas, 1.860 corresponden a 18 promociones de viviendas protegidas en arrendamiento y arrendamiento con opción a compra que fueron a parar al grupo Fidere por 127,5 millones de euros.

Normas
Entra en EL PAÍS