Día del Trabajo

CC OO y UGT: O hay pacto salarial o la negociación de convenios será un calvario para los empresarios

Los sindicatos exigen cláusulas que protejan a los trabajadores del alza del IPC

Los empresarios ofrecen subidas entre el 1% y el 2,5%

El líder de CC OO, Ignacio Fernández Toxo (izquierda), y el de UGT, Pepe Álvarez, en la manifestación del 1 de mayo en Madrid.
El líder de CC OO, Ignacio Fernández Toxo (izquierda), y el de UGT, Pepe Álvarez, en la manifestación del 1 de mayo en Madrid.

“Vamos a ir a las mesas de negociación, pero si no hay resultados en esas mesas, la calle, la manifestación y la huelga tienen que impulsar el cambio que necesita España”. Este fue el último mensaje de líder de CC OO, Ignacio Fernández Toxo –a punto de ser relevado de su cargo el próximo mes de junio–, ante los miles de trabajadores que han asistido hoy a la celebración del Día del Trabajo en Madrid.

Con algunos asistentes más que en años anteriores –unos 12.000, según la Delegación del Gobierno de Madrid y cerca de 50.000, según los sindicatos organizadores– y en medio de un ambiente festivo se escucharon varias advertencias al Gobierno y, sobre todo, a los empresarios.

Las actuales negociaciones con la patronal para firmar el acuerdo de convenios con las recomendaciones salariales para este año fue uno de los asuntos más tratados por los líderes sindicales. Y el más contundente fue el secretario general de UGT, Pepe Álvarez, quien ya antes de arrancar la marcha de Madrid advirtió que “si no hay un acuerdo global en materia de salarios, la negociación de los convenios será un calvario para los empresarios”.

Para, más tarde, durante su discurso, insistir en esta misma idea: “O hay un pacto de negociación colectiva que sirva de paraguas y mantenga y mejore el poder adquisitivo de los trabajadores y reparta los beneficios de las empresas o el conflicto está servido”, dijo Álvarez a los empresarios. “Y luego que no se quejen de que aumenta la conflictividad laboral; nunca los derechos se han conseguido sin mojarse y nunca se ha hecho una tortilla sin romper los huevos”, ha añadido.

No obstante, todo apunta a que en próximos días podría firmarse este pacto salarial para el que los empresarios han ofertado recientemente hacer una recomendación de subidas salariales para este año de entre el 1% y el 2,5%.

Hechas estas advertencias, otro de los asuntos más tratados por los líderes sindicales en sus intervenciones y en las pancartas de los asistentes fue la corrupción.

Un “tufo horrible”

“Paro, pobreza, desigualdad y ahora un tufo horrible a corrupción”. Estas son las cuatro características que, según Toxo, dibujan la sociedad española actual y que hay que cambiar, “desde el Parlamento”. En esto ha coincidido con Álvarez que calificó la corrupción que se está conociendo estos días como “pornografía e indecencia insoportable”.

En este sentido, los máximos responsables de Unidos Podemos en el Parlamento, Pablo Iglesias y Alberto Garzón, han advertido en la cabecera de la manifestación que seguirán adelante con la moción de censura contra Rajoy: “No podemos quedarnos en los escaños pidiendo dimisiones; al Gobierno le entran por un oído y le salen por otro”, ha comentado Garzón.

Ante todo esto los dos líderes sindicales han mirado con “envidia sana” a Portugal, donde gobierna una coalición de izquierdas. “La izquierda española tiene que enterarse con claridad de que solo un frente unido hará avanzar al país”, concluyó Toxo.

Otros mensajes

El líder de UGT, Pepe Álvarez, se ha referido en su intervención al “reto de renovar el Pacto de Toledo” para reformar las pensiones. Ha dicho al respecto que “España no tiene un problema de gasto en pensiones porque gasta un 30% menos que Alemania, Francia o Italia”. En su opinión, “el problema es de ingresos y eso se corrige derogando la reforma laboral, subiendo los salarios y destopando las cotizaciones “.

Los responsables sindicales también han reclamado “más impuestos”. Entre ellos, los que, según Álvarez, deberían pagar las máquinas; y una reforma fiscal que genere ingresos para un plan de choque por el empleo. Asimismo han abogado por una reducción de la jornada; y un debate nacional sobre los efectos de las nuevas tecnologías en el mundo laboral.

Normas