Cosas que debe hacer una pyme para vender más en Internet

Recopilación de las técnicas más destacadas de algunos de los manuales y expertos en comercio electrónico más importantes, con el objetivo de facilitar a la pyme una guía básica de acción si quieren vender sus productos en Internet.

pyme

"Las ventas de comida online baten récord y alcanzan los 43 mil millones de euros". "El 74% de las pymes españolas prevé elevar sus ventas online". Son titulares en los medios de comunicación tras analizar datos de estudios a nivel mundial realizados por consultoras como Kantar Worldpanel, eBay o ICEX, por poner sólo algunos ejemplos.

Vender en Internet resulta crucial para las pymes pero, ¿cómo hacerlo de forma eficiente? Repasamos algunos consejos de expertos y consultoras de comercio electrónico, con el objetivo de elaborar una guía para que una pyme venda más en Internet.

¿Mi tienda online o marketplaces (Amazon, eBay,...)?

Lo ideal sería habilitar ambos canales. La primera opción genera imagen de marca, y asegura una venta con más margen de beneficio, puesto que eliminas intermediarios. Sin embargo, tendrás que invertir más en marketing online, para asegurarte visitas de potenciales clientes.

Con la segunda vía, notarás un impacto en ventas con mayor inmediatez, puesto que ese ejercicio de mostrarte frente a público target lo obtendrás de forma casi instantánea. Sin embargo, también tienen sus peros. Probablemente tengas que entrar en una guerra de precios, frente a un público que busca la oferta o precio más bajo (en la mayoría de las ocasiones). Esto merma el margen de beneficio que puedas obtener. Es por ello que muchas corporaciones ya reservan cierto tipo de stock para marketplaces, pero reservan otros artículos para venta exclusiva en su propia tienda online. Deberás, por tanto, analizar tu producto, margen y competencia. En definitiva, establecer una estrategia comercial y decidir si, para cumplir tus objetivos, es más interesante apostar por marketplaces, crear tu propia tienda online, o combinar ambas opciones.

La velocidad de la tienda online

Esta es una de las principales cuestiones en la que coinciden los expertos. Un ecommerce debe ofrecer la venta con el menor número de clics y con transiciones de una acción a la siguiente de forma ágil y rápida. Para ello debes tener en cuenta:

  • Elección de un buen servidor, capaz de gestionar peticiones con rapidez.
  • Utilizar un gestor de tienda que no esté sobrecargado. Los más conocidos son Prestashop, Woocommerce o Magento. Analiza tu volumen de ventas y las necesidades reales. Y, sobre todo, no sobrecargues estos gestores con plugins, módulos, etc., pues generarás que las acciones de los usuarios sean más lentas, lo que restará oportunidades de venta.

Reputación online

Como hemos indicado, el público es exigente y, salvo productos exclusivos o búsquedas muy concretas, el cliente online es infiel y comparador. Esto tiene aspectos positivos y negativos para nuestra actividad de comercio electrónico. En cualquier caso, deberás cuidar tu imagen online, porque los usuarios buscarán información sobre tu tienda o tus productos. Si hay publicaciones positivas aumentarás las ventas. Pero también al contrario. Un cliente insatisfecho puede hacer mucho daño.

Para evitarlo, es necesario contar con un servicio de atencion al cliente y postventa impecable, que pueda subsanar rápidamente cualquier inconveniente. Más rápido de lo que se tarda en escribir un comentario negativo en tu muro de Facebook... Si estás haciendo las cosas bien, facilita que las personas puedan opinar en positivo de tu actividad. Tanto en tus propios canales, como a través de la utilización de directorios o repositorios de opiniones, que son consultados por los usuarios antes de realizar una compra. Existen páginas que te ayudan a elegir los mejores productos con sus análisis, como opiniones10.com o es.trustpilot.com con las opiniones verificadas de clientes.

Inversión en publicidad online y gestión constante y automática

Vender en Internet no es gratis. Igual que una tienda física necesita dependientes, una tienda online necesita dependientes. O responsables de marketing online que inviertan un presupuesto en promocionar la tienda, personal que se encargue de gestionar pedidos y logística, servicio de atención al cliente...

Adaptación a dispositivos móviles.

Más de la mitad del tráfico ecommerce es ya desde dispositivos móviles. Cuida más la usabilidad y rapidez, si cabe, en las versiones para smartphone.

Gastos de envío

Vas a tener que ofrecer gastos de envío gratis, o a un precio muy reducido, si quieres competir con otros actores de tu mercado.

Promociones

Apúntate a eventos especiales, como las rebajas, el black friday, etc. No dejes escapar fechas puntuales de alto consumo, preparando un calendario anual de promociones que te ayude a incentivar ventas y aumentar la visibilidad y visitas a tu tienda online.

Traduce tu página para cada mercado

Si tienes capacidad logística para vender fuera de España, o puedes contratarla a precios competitivos, no lo dudes. Vende globalmente, porque venderás más. Adapta también los idiomas a mercados regionales. Utiliza segmentaciones geográficas en Google para dirigir páginas en catalán a Cataluña, en gallego a Galicia, etc.

Normas