Resultados

Ibercaja gana 110 millones, el 6,4% más, gracias a los extraordinarios

La entidad aragonesa recorta su margen de intereses un 12,3%, como consecuencia de los bajos tipos de interés

Los préstamos hipotecarios han subido un 67,5% en nueve meses, con 689 millones de euros

Ibercaja baraja llevar todo el beneficio de 2016 a reservas para devolver así los 386 millones que tiene en cocos

Ibercaja ha cerrado los nueve primeros meses con un beneficio de 109,8 millones de euros, el 6,4% más, gracias a la venta de su gestora inmobiliaria y a las menores provisiones. Baraja llevar todo el beneficio de 2016 a reservas.

La entidad que preside Amado Franco obtuvo un beneficio atribuido de 109,8 millones de euros hasta septiembre, un 6,4% más que el mismo periodo del año anterior. En la subida de estos resultados ha contribuido positivamente los beneficios extraordinarios obtenidos hasta septiembre, entre los que destaca los 69,3 millones de euros ingresados por la venta de su filial de gestión inmobiliaria a Aktua en febrero. Esta partida, en total, ha aportado 80,9 millones de euros, frente a los 28 millones de un año antes. Las menores provisiones en un 5,6% han contribuyen también a mejorar la cuenta de resultados.

Ambas partidas compensan así la caída del margen de intereses en un 12,3%, como consecuencia de los bajos tipos de interés y de la caída del volumen de sus créditos brutos en un 3%. El volumen de depósitos también ha descendido un 2,2%, aunque si se incluyen los fondos de inversión y pensiones, y seguros de vida, los recursos totales (dentro y fuera de balance) suman 50.567 millones, el 2,2% más.

Pese a esta caída del negocio, la entidad explica que ha comenzado a dinamizar su actividad con clientes, con especial contribución en la vertiente del activo de la financiación a pymes y de los préstamos hipotecarios. De hecho, señala que una de las razones de la caída del margen de intereses de enero a septiembre ha sido la menor aportación del negocio mayorista, ya que solo en el tercer trimestre, este margen creció un 5,6%.

Ibercaja ha mantenido la apuesta por la concesión de nuevas operaciones crediticias entre julio y septiembre, acumulando un flujo de formalizaciones de 3.851 millones de euros a lo largo del año. De este importe, 2.146 millones se han otorgado a empresas y autónomos (+24%) y 689 millones a hipotecas para compra de vivienda (+67,5%).

Su ratio de morosidad se sitúa en el 8,8% (la media del sistema es del 9,4%). Ibercaja ha abierto durante el año cinco centros de negocios en Madrid, Barcelona, Valencia y Zaragoza. Una de las partes del negocio del que Ibercaja se siente más orgulloso es el de la marcha de los recursos fuera de balance. Así, el mix ha evolucionado hacia una composición en la que los productos fuera de balance suponen ya el 40% del total, frente al 37% de hace un año.

Uno de los retos a los que tiene que hacer frente Ibercaja es a la devolución entre marzo y diciembre del próximo año de 386 millones de euros que tiene en bonos contingentes convertibles (cocos). Para ello, además de negociar con fondos para que entren en el capital y así amortizar estos cocos (como adelantó hoy Cinco Días), la entidad tiene previsto llevar los beneficios de 2016 a reservas para mantener así el mismo ratio de capital.

Normas
Entra en El País para participar