Materias primas

La estabilidad del crudo saca a relucir el atractivo de las petroleras

Los expertos aconsejan cautela pero creen que ha llegado la hora de empezar a fijarse en estas empresas. Entre sus apuestas figuran Repsol o la italiana Eni.

La estabilidad del crudo saca a relucir el atractivo de las petroleras

El petróleo continúa imparable. Desde que el pasado mes de febrero tocara mínimos anuales debido al exceso de oferta mundial, el crudo ha recuperado casi un 90%. Pese a que el problema del oro negro todavía sigue sin resolverse, los últimos pasos dados por los miembros de la OPEP (Organización de Países Exportadores de Petróleo) lo han llevado hasta máximos del año.

Después de que el pasado lunes Rusia –que hasta entonces mantenía una posición contraria– se mostrara dispuesta a congelar la producción de acuerdo con las propuestas de la OPEP, el crudo dio un pasó más y sobrepasó los 53 dólares por barril, un nivel que no se había visto hasta entonces en lo que va de año.

Este nivel ha provocado que las alzas vuelvan también a las petroleras, que han sufrido a lo largo del ejercicio fuertes caídas en Bolsa debido a los bajos precios del oro negro. Por este motivo, son muchos los inversores que vuelven a poner el foco en estas compañías, que a comienzos de año tuvieron uno de los peores comportamientos en el parqué. “El sector lo lleva haciendo muy bien durante el año, es uno de los mejores. La subida ha sido casi imparable y las cosas han ido mejorando. Estas compañías han hecho los deberes muy bien y al final las calificaciones crediticias nos dan una posición de estabilidad”, señala Oscar Anaya, analista de Carax-AlphaValue. Sin embargo, pese a estas mejoras los expertos todavía aconsejan cautela. “Desde el punto de vista fundamental del mercado de petróleo no ha cambiado gran cosa”, explica Félix González, socio director de la Eafi Capitalia Familiar. “Lo único que tenemos es la expectativa de que la OPEP alcance un acuerdo pero las cifras que se barajaban en septiembre apuntaban a un recorte demasiado tímido de la producción como para propiciar una reducción significativa en el exceso de crudo”, aclara el experto.

Por ello, aunque los analistas se muestran todavía cautos, consideran que conviene empezar a “mirar” las compañías en el sector, porque “no todo vale”. En este sentido, Natalia Aguirre, directora de análisis y estrategia de Renta 4, considera que Repsol podría ser una de las grandes apuestas, algo que también comparten en Carax-AlphaValue y en la Eafi Capital Familiar. “Es evidente que el crudo la apoya, pero la compañía también ha hecho sus deberes. Ha reducido el capex y ha llevado a cabo sus planes de sinergias y venta de activos, por eso la tenemos en sobreponderar”, afirma Aguirre. Del mismo modo, Anaya, de Carax-AlphaValue explica que la compañía ha demostrado “estar aguantando muy bien todas las presiones del petróleo”. Así, junto con Repsol, Anaya también ve atractivo en la italiana Eni. La compañía es una de sus apuestas porque, además de estar barata, tendrá un gran impulso gracias a que acaba de encontrar un campo de gas en Egipto.

Entre las oportunidades en Europa, González, de la Eafi Capitalia Familiar destaca también Royal Dutch. No obstante, el experto se muestra más optimista con las petroleras en EEUU, que se dedican mayormente a la producción (upstream) y no tanto a la comercialización (downstream). En este sentido, González apuesta por Apache, entre las grandes firmas, y por Denbury, entre las de menor tamaño. En el mercado español, además de Repsol, Aguirre, de Renta 4, también se decanta por Técnicas Reunidas. “Con precios del crudo más altos se pueden reactivar más inversiones”, señala la experta, quien apunta que desde el brexit esta compañía es la que se anota mayor revalorización entre las empresas del Ibex 35. Asimismo, Aguirre ve atractivo en Applus. A la compañía, que tiene una parte de su negocio que depende del petróleo y del gas, la acaban de incluir en su cartera versátil. “La incluimos precisamente porque el crudo ha repuntado bastante y ella se suele beneficiar de estos movimientos varias jornadas después de que se produzcan”, aclara.

Normas