Breakingviews

Samsung BioLogics se pone a prueba

La filial biofarmacéutica del grupo coreano se somete a su primer gran test con la OPI de 1.800 millones de euros

Jay Y. Lee.
Jay Y. Lee.

Es hora de que la apuesta de Samsung por la biotecnología pase por el microscopio. A medida que disminuye el crecimiento del sector de smartphones, el líder de facto del conglomerado coreano, Jay Y. Lee, ha puesto sus miras en el naciente mercado de los medicamentos elaborados con células vivas. La venta de hasta 1.800 millones de euros en acciones de la unidad BioLogics del grupo pondrá a prueba el apetito de los inversores por una tecnología en desarrollo y un modelo de negocio poco familiar.

Los medicamentos convencionales están hechos de productos químicos, que pueden ser identificados con facilidad y copiados directamente. Los biofármacos son mucho más difíciles de fabricar, y requieren organismos vivos tales como células vegetales o animales que necesitan ser extraídas y purificadas.

Aquí es donde encaja Samsung. El grupo es conocido por su destreza en la fabricación de precisión de semiconductores. Y dado que los biofármacos son sensibles al calor y susceptibles a la contaminación microbiana, las condiciones necesarias para hacer chips y productos biofarmacéuticos son muy similares. BioLogics, nacida hace cinco años, está apostando por que los fabricantes de medicamentos tradicionales externalicen este costoso proceso de fabricación. BioLogics ya está haciendo fármacos para Roche y Bristol-Myers Squibb.

Las oportunidades son enormes. Los biofármacos son el área de más rápido crecimiento de la industria farmacéutica y las ventas alcanzaron los 135.000 millones de euros en 2013. Se espera que lleguen a 260.000 millones en 2020, aproximadamente el 27% de toda la industria farmacéutica, según Deloitte.

El resultado de la venta de acciones dará pistas sobre su viabilidad futura

Los riesgos también son altos. BioLogics ha realizado inversiones iniciales importantes en plantas y producción. Pero no es seguro que genere beneficios sostenidos. Registró una pérdida operativa de 163 millones de euros el año pasado, con ingresos de 73 millones de euros. Navegar por las diferentes normas de calidad y regímenes regulatorios de cada país será duro. Tampoco está claro si farmacéuticas rivales se sentirán cómodas externalizando la producción a la misma empresa.

La OPV permitirá a los inversores ver por primera vez de cerca a BioLogics. En la parte superior de la banda de precios, la compañía está valorada en más de 7.000 millones de euros. Los posibles compradores decidirán si la ambición biotecnológica de Lee puede pasar la primera prueba.

Normas