Infraestructuras

Isolux dispara las pérdidas a 272 millones hasta julio

La dirección aclara que aún no se aprecian los efectos de la reestructuración

Nemesio Fernández Cuesta, presidente de Isolux.
Nemesio Fernández Cuesta, presidente de Isolux.

El grupo Isolux Corsán ha culminado el primer semestre del año con una cifra de negocio de 768 millones de euros, un 21% inferior a la declarada en el primer semestre de 2015, un beneficio bruto operativo de 50 millones, con una caída del 46%, y unas pérdidas de 272 millones, 15 veces más altas que los números rojos de julio de 2015.

Los resultados, según explica la empresa, no recogen aún el impacto del acuerdo de refinanciación firmado a finales de julio "y son difícilmente comparables con los del mismo período del año anterior como consecuencia de la operación de traspaso de activos de concesiones realizada con PSP".

Las cifras del semestre reflejan la caída de la actividad en los proyectos de ingeniería y construcción (EPC) producida por la falta de liquidez del grupo. Desde la empresa que dirige Nemesio Fernández-Cuesta se asegura que esta situación debería revertirse en los próximos meses tras la inyección de 150 millones de euros realizada a finales de julio como parte del acuerdo de refinanciación.

Los fondos entrantes están siendo utilizados para recuperar el ritmo de los proyectos en curso y abordar un plan de pago con los proveedores.

Las cifras del semestre reflejan la caída de la actividad en los proyectos de ingeniería y construcción (EPC) producida por la falta de liquidez del grupo

También se aprecia el peso de los gastos financieros, que sumaron 183 millones de euros en el período. "Una vez que la homologación judicial permita la implementación en todos sus términos del acuerdo de refinanciación, la situación del endeudamiento será muy distinta, con el fin de facilitar la sostenibilidad del negocio". A ello contribuirá también el recorte de los costes de estructura con medidas como la reducción de un tercio de la plantilla en España.

Los procesos de desinversión siguen su curso de acuerdo con el calendario previsto. Los ingresos que generen tales desinversiones serán destinados a la reducción de deuda.

La compañía sostiene que el nuevo equipo gestor "está poniendo en marcha los planes y decisiones que permitan asegurar la viabilidad del grupo, en línea con los compromisos contemplados en el acuerdo de reestructuración".

Entre las líneas maestras, la concentración en la generación de caja, mejor evaluación del riesgo, eficiencia en las operaciones y mayor autonomía y responsabilidad de los gestores operativos son los principios que guían la nueva etapa.

Arrancan las negociaciones del ERE

Isolux ha iniciado este jueves el proceso de negociación del ajuste de plantilla que ha planteado, que afectará a 535 trabajadores, alrededor del 35% del total, informa Europa Press citado fuentes de la empresa de ingeniería y construcción, y de los sindicatos.

La dirección del grupo y los representantes de los trabajadores constituyeron la mesa y arrancaron el preceptivo plazo de 15 días de negociación del expediente de regulación de empleo (ERE).

Isolux planteó y comunicó oficialmente este ajuste a comienzos de este mes, en el marco de un plan de recorte de costes de estructura que incluye una reordenación de su alta dirección. También abarcará una simplificación de su entramado de sociedades filiales.

No obstante, la empresa también achaca los despidos a la caída que la obra pública registra en España, a pesar de que el mercado doméstico sólo supone el 15% de los ingresos y de la cartera de contratos del grupo.

Isolux pone en marcha estas medidas tras acordar el pasado mes de julio con la banca un plan de rescate diseñado para reestructurar la deuda de unos 2.000 millones que soporta y garantizar su viabilidad.

El plan, una vez que logre la homologación judicial, supondrá que la banca acreedora y los bonistas de la empresa tomen la mayoría de su capital (alrededor del 95%). El expresidente y exvicepresidente del grupo, Luis Delso y José Gomis, verán diluida así al 5% el porcentaje de control que hasta ahora tenían en la compañía.

Por el momento, los bancos ya han tomado el control de la empresa, con el nombramiento de un nuevo consejo de administración presidido por Nemesio Fernández-Cuesta y ha comenzado a implementar el plan de rescate.

Normas