Automoción

Competencia multa a Nissan Iberia por pactar precios

La CNMC impone a la red de concesionarios unos seis millones como sanción por realizar acuerdos de precios constitutivos de cartel

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) comunicó ayer que ha impuesto una multa de unos seis millones de euros a Nissan Iberia y a varios concesionarios de la marca japonesa en Madrid. La sanción se aplica por pactar precios durante el período comprendido entre 2009 y 2013.

De acuerdo con el expediente sancionador del organismo de supervisión y control de la competencia, Nissan Iberia junto a la consultora ANT, la auditora Horwath y los concesionarios A6 Iberauto, Gamboa Automoción, Ibericar Reicomsa, Nasur Motor y Santogal Automóviles formaron durante esas fechas un cártel de precios. En el expediente se recuerda que esta práctica contraria a la competencia supone una infracción muy grave.

En concreto, la mayor multa se ha aplicado a Nissan Iberia, con casi dos millones de euros de sanción. Ibericar Reicomsa sería el siguiente más penalizado, con 1,3 millones de euros de pena. Gamboa Automoción también supera el millón de multa. A6 Iberauto, solidariamente con M. Conde, y Santogal Automóviles superan los 800.000 de sanción por el pacto de precios.

Los hechos acreditados se basan en la información obtenida por la entonces Dirección de Investigación de la actualmente extinguida Comisión Nacional de Competencia (CNC) en la inspección realizada los días 4 y 5 de junio de 2013 en las sedes de la empresa consultora ANT Servicalidad y en la empresa M. Conde.

También en la contestación a los requerimientos de información que se hizo a las empresas incoadas y que “evidencian la existencia de prácticas contrarias al derecho de la competencia, consistentes en acuerdos de fijación de precios y condiciones comerciales y de servicio, además de un intercambio de información comercialmente sensible en el mercado de la distribución de vehículos de motor de la marca Nissan”.

La CNMC ha castigado por este mismo pacto de precios a empresas como Volkswagen, Land Rover, Opel, Toyota en la mayor sanción por cartel de su historia.

Según la CNMC, de 2009 hasta 2013 los concesionarios independientes de la marca Nissan mencionados, todos ellos con sede social en la Comunidad de Madrid, habrían acordado en diferentes reuniones descuentos aplicables a ciertos modelos nuevos de automóviles.
También que ANT y Horwath Auditores España controlaran a los participantes para conocer si cumplían o no las condiciones pactadas previamente.
Para ello se les proporcionaba con antelación el precio de venta y las campañas incluidas en dichos acuerdos, así como las que quedaban excluidas de los mismos, explica la CNMC en una nota.
Los participantes en el cártel tenían un baremo de sanciones para los que incumplían lo firmado y que iban desde los 1.000 a los 2.500 euros.

Normas