Qué es el CAPEX y por qué es importante para la pyme

Es un indicador interesante para conocer en qué estado se encuentra una pyme

Qué es el CAPEX y por qué es importante para la pyme

El CAPEX, o Capital Expenditures, es el dinero que una empresa gasta en comprar o mejorar sus activos productivos, como edificios, maquinaria o vehículos, con el objetivo de aumentar la eficiencia del negocio. A efectos de contabilidad, un gasto se considera CAPEX cuando la inversión realizada mejora la capacidad productiva o aumenta la vida útil de un activo ya existente.

Según informa la asesoría sevillana Hipólito, el CAPEX es muy importante para las pymes porque es un indicador del ciclo de vida en el que se encuentra la empresa en un momento determinado. En los inicios de un negocio, el CAPEX suele ser alto ya que todas las actividades requieren de bienes de equipo para el buen funcionamiento de la empresa.

A medida que la pyme va creciendo estos gastos serán más altos y superarán las depreciaciones del activo, lo que indica que el valor de los bienes de la empresa está aumentando. Sin embargo, si el CAPEX es similar o inferior a las depreciaciones significa que la empresa se está descapitalizando y puede suponer un síntoma claro de que el negocio no va bien.

No obstante, el CAPEX, también llamado gastos de capital, es un indicador que debe evaluarse con cautela y analizarlo conjuntamente con otros factores. Esto es debido a que el CAPEX no tiene en cuenta periodos de capitalización o descapitalización transitorios y una empresa puede haber invertido mucho en un año concreto y no encontrarse en su fase inicial ni de crecimiento rápido.

Por otro lado, hay sectores como el del petróleo, las telecomunicaciones o los servicios públicos que tienen unos gastos de capital muy elevados ya que así lo requiere su industria. En cambio, otros sectores, como el de los servicios, tienen un CAPEX más bajo, pero eso no significa que no estén en fase de crecimiento.

También es importante resaltar la diferencia entre el CAPEX y el OPEX. El primero hace referencia a las inversiones en equipos e instalaciones y el OPEX es el dinero que se gasta en el mantenimiento de equipos y gastos consumibles.

Normas