Crónica de los mercados

Los datos macro y el alza del crudo llevan al Ibex l borde de los 8.900

Panel informativo que muestra el principal selectivo de la Bolsa española, el IBEX 35, durante el pasado viernes.
Panel informativo que muestra el principal selectivo de la Bolsa española, el IBEX 35, durante el pasado viernes. EFE

La tensión continúa siendo el sentimiento protagonista en los mercados. La próxima cita electoral en España, el referéndum en Reino Unido y las posibles subidas de tipos de la Reserva Federal estadounidense no hacen más que confundir a los inversores, que, si bien, un día se decantan por las ventas, otro día aúpan a las Bolsas con oleadas de compras. La de hoy ha sido una jornada optimista para los mercados. La racha alcista del petróleo unida a los buenos datos macroeconómicos procedentes de la Eurozona han servido para trasladar el signo positivo a los mercados del Viejo Continente, que, en las últimas sesiones, han estado sufriendo los miedos a un posible brexit, que continúa ganando adeptos en todas las encuestas.

Hoy, sin embargo, no ha habido cabida para los miedos de los inversores que, aprovechando que Wall Street había cerrado en positivo durante la víspera, se han amparado en los buenos datos del PIB de la Eurozona, que creció un 1,7%, dos décimas por encima de lo esperado por los analistas. Ante este escenario, los principales índices europeos se han aferrado a las ganancias. El Dax alemán, que avanzó un 1,6%, también se vio alentado por el incremento de la producción industrial, que subió un 0,8% durante el mes de abril. Para el resto de parqués, el Mib italiano registró un alza del 1,9%, el Cac francés sumó un 1,2% y el Footsie británico se revalorizó un 0,08%, aprovechando la tendencia al alza del oro negro.

IBEX 35 9.562,00 0,46%

Y es que el petróleo, que se está viendo beneficiado por la debilidad del dólar –una moneda con la que guarda una correlación inversa– ha continuado hoy con su camino al alza y ha registrado una subida del 0,97%, hasta los 51,04 dólares, lo que lo ha llevado a tocar máximos anuales. Con este ascenso, el crudo se revaloriza más de un 83% desde que registrara mínimos de año el pasado mes de enero.

En el mercado español, el selectivo ha tratado de reconquistar la barrera psicológica de los 9.000 puntos. Aunque no ha conseguido finalmente hacerse con ella, la subida del 0,8%, hasta los 8.894,5 puntos, le ha permitido al índice reducir sus pérdidas anuales, que se sitúan en el 6,8%. El ascenso del Ibex ha estado apoyado en buena medida, por constructoras como OHL (+3,07%) o Sacyr (+2,96), además de Mediaset (+3,4%), Gas Natural (+2,56%) o Enagás (+2,53). En el lado opuesto, Bankia (-0,39%), Día (-0,2%) y Popular (-2,8%) han sido los valores que han intentado, aunque sin éxito, lastrar al parqué español. Con este último descenso, Popular encadena su tercer caída consecutiva, lo que la lleva a poner en peligro los 1,5 euros por acción tras ser penalizada por los inversores por su ampliación de capital.

Al otro lado del Atlántico, los índices en Wall Street han continuado con el optimismo de la sesión anterior. Al cierre de los mercados europeos, el Dow Jones avanzaba un 0,43%, el S&P subía un 0,39% y el Nasdaq registraba un alza del 0,07%. Todo ello después de que la presidenta de la Fed, Janet Yellen, eludiera hacer referencias temporales en torno a la próxima subida de tipos del país. Aun así, los mercados ya han descartado prácticamente un alza en junio. Después de haber llegado casi a un 35% de probabilidad, los futuros prevén ahora un 0% de subidas de tipos en la reunión de este mes que mantendrá la institución norteamericana.

En el mercado de divisas, el euro se ha depreciado por segunda jornada consecutiva. Sin embargo, ello no le impide seguir cotizando en los 1,13 dólares y continuar su recorrido al alza frente al billete verde que, cada vez, tiene más difícil equipararse a la moneda única en este año.